La policía intensifica la vigilancia en A Milagrosa tras la pelea en la que varios agentes fueron agredidos

LUGO CIUDAD

La intervención tuvo lugar en la calle Camiño Real, el pasado sábado
La intervención tuvo lugar en la calle Camiño Real, el pasado sábado ALBERTO LÓPEZ

La camarera del local afirma que la policía «se sobrepasó» en su actuación y afirma que piensan denunciar los hechos

25 may 2021 . Actualizado a las 05:00 h.

Las peleas, intervenciones y redadas en locales de hostelería del barrio de A Milagrosa no son ninguna novedad para sus vecinos. Sin embargo, con la llegada de la pandemia, muchos de ellos notaron un aumento de la presencia policial en la zona. Desde las autoridades, confirman que esta zona ha sido, tradicionalmente, uno de los lugares de Lugo donde más a menudo se ha requerido de sus servicios. Una pelea del pasado sábado en un bar de la calle Camiño Real dejó varios agentes salieron heridos tras ser agredidos por el dueño del local —que fue detenido— y varios de los presentes en una celebración ilegal —que fueron identificados—. Esta fue solamente la última incidencia policial en uno de los barrios de Lugo en donde más habituados están a escuchar las sirenas de la policía.

Braulio González, dueño de una farmacia de la zona, explica que la presencia policial «provoca inseguridad en los vecinos», aunque argumenta que quizás haya demasiadas visitas de las patrullas cuando los bares «solo molestan de vez en cuando por ruido de noche, pero la gente que los frecuenta es muy educada y amable en el trato cercano».

Un joven que regenta un locutorio de la zona, que prefiere no dar su nombre, explica que la afluencia de policía aumentó desde el inicio de la pandemia, y que ahora están mucho más atentos «a los bares que se pasan de aforo y de horario». María Jesús, de otra farmacia del barrio, explica que la situación antes del covid-19 «era mucho peor», y que «los agentes venían preguntando mucho por temas de violencia y drogas».