Un tribunal suspende cautelarmente el proceso de contratación del servicio de basuras del Concello de Lugo

André Siso Zapata
André S. Zapata LUGO / LA VOZ

LUGO CIUDAD

Hasta hace unos meses, era Urbaser quien gestionaba la basura y la limpieza en Lugo
Hasta hace unos meses, era Urbaser quien gestionaba la basura y la limpieza en Lugo ALBERTO LÓPEZ

Urbaser, anterior encargada de realizar este trabajo, presentó un recurso de suspensión alegando que empresas competidoras contaban con información privilegiada

23 may 2021 . Actualizado a las 05:00 h.

El Tribunal Administrativo de Contratación Pública anunció la paralización temporal del concurso de contratación de la nueva empresa encargada de la gestión del servicio de basuras del Concello de Lugo. Esta decisión llega tras las quejas de varias de las compañías que optan a la plaza, que argumentan que algunas de sus rivales han tenido privilegios a la hora de conocer dónde se tendría que ubicar la nueva planta de residuos sólidos urbanos. Según las supuestas perjudicadas, las competidoras tenían la capacidad de realizar propuestas más completas utilizando el acceso a esta información, algo a lo que a ellas se les había negado.

Y es que, hace casi medio año, finalizó el contrato por el que la empresa Urbaser gestionaba este servicio. Desde entonces, se abrió el plazo de presentación de proyectos para quienes quieran optar a este contrato. Fue esta misma empresa quien presentó el recurso de suspensión. Tras darle la justicia la razón, el proceso queda paralizado temporalmente por orden del tribunal. Hasta que este supuesto trato desigual sea resuelto, la contratación quedará suspendida.

El de mantenimiento de las zonas verdes es uno de los contratos que están caducados

El reto de Lugo: actualizar en doce meses los trece contratos caducados

LORENA GARCÍA CALVO

El debate del estado del Concello, celebrado la semana pasada, dejó sobre la mesa una promesa de la alcaldesa, Lara Méndez. «Hoxe, neste pleno, comprométome a que no 2021 finalizaremos a renovación dos contratos pendentes na súa totalidade». Un compromiso que no es menor, puesto que uno de los lastres que la oposición lleva años afeando al gobierno es precisamente la cantidad de contratos caducados con los que se prestan los servicios del día a día, y el sobrecoste que ello implica. Llegaron a ser 44, según datos del PP, y a día de hoy suman 13, de acuerdo con el gobierno.

Seguir leyendo