Enfrentamiento del Concello de Lugo con el Colexio de Arquitectos

la voz LUGO

LUGO CIUDAD

La alcaldesa y el concejal de Urbanismo en junio pasado con las presidentas del COAG Lugo y Galicia
La alcaldesa y el concejal de Urbanismo en junio pasado con las presidentas del COAG Lugo y Galicia ALBERTO LÓPEZ

Las críticas del COAG sobre el nombramiento del jefe de Arquitectura municipal desatan un enorme malestar en el gobierno local y la alcaldesa califica de «inaceptables» las palabras de la decana

11 feb 2021 . Actualizado a las 16:54 h.

La alcaldesa de Lugo, Lara Méndez, «como máxima representante do Concello de Lugo», acabar de enviar una carta a la decana-presidente del Colexio de Arquitectos de Galicia lamentando las críticas de esta y del colegio lucense al nombramiento del jefe del Servicio de Arquitectura, «manifestando opinións e xuízos de valor sobre feitos e procedementos que non só semella descoñecer senón que, ademais, abordou sen recabar a mínima información e prescindindo de calquera posibilidade de coñecer a realidade administrativa». Lara Méndez lamenta que desde el COAG nadie se pusiese en contacto con ella o con el gobierno local para conocer el procedimiento «de estrito ámbito municipal como é o nomeamento dun xefe de servizo, sen ter recabado o máis mínimo dato a administración á que represento, o que a miña opinión deixa baleiro de rigor calquera pronunciamento ao respecto». Incluso, la regidora califica las palabras de la presidenta del COAG, Carmen Figueiras, «non só discutibles, son totalmente inaceptables».

Al parecer, desde el COAG están molestos por los retrasos en la concesión de licencias de obras mayores, lo que genera problemas en los promotores y arquitectos, y no habría sentado bien el nombramiento de jefe de servicio de Arquitectura del Concello quien ocupaba el puesto en funciones desde febrero del 2020, y al que acusan como responsable de la tardanza en la concesión de las licencias.

La alcaldesa recuerda que los procesos de provisión de puestos de trabajo en el ámbito de la función pública «teñen natureza regrada, como debe ser en defensa do interese xeral, que non debe ser embazado por outras razóns de conveniencia». Así mismo, Lara Méndez señala que el Concello de Lugo «non pode consentir que un colectivo, susceptible de lexitimidade pero non de imposición á marxe das disposición regulatorias imperantes, sinale a un funcionario sen tacha no seu expediente na Administración Local. Deste xeito, o Concello dalle amparo a este traballador, e mais cando non se ten acudido ás vías regulamentarias para corrixir as interpretacións discutidas».