Los ocupas llegan al pleno de Lugo, con derecha e izquierda discrepando

El Gobierno impidió que una propuesta de Ciudadanos saliera adelante

El edificio desalojado la semana pasada en Lugo
El edificio desalojado la semana pasada en Lugo

lugo / la voz

Casi una semana después de que se produjese el desalojo de dos viviendas ocupadas en Yáñez Rebolo, el pleno del Concello de Lugo debatió sobre el problema de las ocupaciones en la ciudad. Fue Ciudadanos quien introdujo la propuesta reclamando un plan municipal para asegurar la devolución de las casas, medidas coordinadas con la Xunta, mayor seguridad en los inmuebles, la coordinación de las distintas policías y también la puesta en marcha de un servicio de asesoramiento jurídico para los propietarios. Pero la propuesta de la formación naranja cayó en saco roto. El PSOE y el BNG hicieron valer su mayoría frente a los dos partidos de derechas, puesto que el PP, tras incluir en la moción la coletilla de que el pleno ya lo había aprobado en el 2018, votó a favor.

Como suele suceder en los plenos del Concello de Lugo, el debate de la propuesta acabó convirtiéndose en una especie de y tú más. El BNG reprochó a Cs estar centrándose en un problema político, cuando la realidad del municipio, según un informe de la Policía Nacional, es que hay seis viviendas ocupadas, ninguna primera o segunda vivienda, y todos los ocupas son personas en situación de exclusión social. «A Xunta é quen debe garantir que todo o mundo teña casa», adujo Rubén Arroxo, que dijo que de la misma manera que no iban a aplaudir que se ocupasen casas, tampoco bendecirían la intervención de empresas con «paramilitares» en los desalojos.

El socialista Miguel Fernández se pronunció en una línea similar subrayando que no se podía generar un estado de alarma cuando «non existe o problema nesta cidade». Recordó que en Lugo hay 990 solicitantes de vivienda protegida y aseguró que lo que les inquietaba eran las causas, es decir la exclusión social de muchas personas.

Bien distinto fue el planteamiento hecho por el PP, que en palabras de su viceportavoz, Antonio Ameijide, manifestó que veían cómo la problemática de las ocupaciones crecía día a día. «Todos temos dereito á vivenda, pero non se pode ocupar», y enumeró el barrio Feijoo, el Carmen, el pazo, Yáñez Rebolo o As Gándaras como zonas que ya habían tenido que enfrentarse a las ocupaciones. Fue la alcaldesa, Lara Méndez, la que tomó la palabra al final para asegurar que era un «tema tremendamente delicado, cun caso ou con catro, e preocúpanos, pero non queremos crear alarmismo». Señaló que la solución debe estar en las «políticas activas da Xunta e no cambio das políticas do Goberno».

La cifra de ocupaciones en la ciudad: 14 desde enero, 6 en la actualidad

Las cifras suelen funcionar como arma arrojadiza cuando de política se trata, y en el caso de los ocupas sucede lo mismo. Al igual que había hecho el día anterior, el gobierno lucense hizo mención a que son seis viviendas las que están ocupadas actualmente en la ciudad. Un dato que, según había avanzado la alcaldesa, Lara Méndez, procedía de un estudio hecho por la Policía Nacional.

Esa cifra dista de las 14 ocupaciones que el Partido Popular había indicado la semana pasada, aludiendo a un informe de la Policía Local que había hecho público la concejala Paula Alvarellos. El caso es que la regidora matizó en el pleno ordinario que en Lugo se habían dado 14 casos desde el mes de enero, y que ahora solo quedaban esas seis viviendas.

Aseguró además Lara Méndez que el Concello de Lugo estaba haciendo seguimiento a esas viviendas ocupadas y manifestó que «posiblemente vaian a máis, estase a vivir un momento tremendamente complicado», a causa del covid.

El teléfono 010 de atención municipal seguirá siendo de pago

El PP instó ayer al gobierno, sin éxito, a que convierta el teléfono 010 de atención municipal en gratuito. Los populares recordaron que con el covid se han incrementado las llamadas y que se producen largas esperas que repercuten en el bolsillo de los usuarios.

La edila Cristina López explicó que el Concello está buscando nuevos canales de comunicación con la ciudadanía y que pueden llamar al 982 297 350. A mayores, la alcaldesa matizó que están trabajando en un nuevo contrato de telefonía que intentará subsanar ese problema.

El pleno instará a la Xunta a reponer la atención primaria los sábados en los ambulatorios

El BNG presentó una propuesta de urgencia para instar a la Xunta de Galicia a que reponga la atención primaria en los centros de salud de los barrios en las mañanas de los sábados. Fue Maite Ferreiro la encargada de defender la propuesta, señalando que «esta decisión, tomada pola dirección da área sanitaria de Lugo sen ter en conta aos sindicatos nin aos doentes, vai en contra das mediadas de distanciamento físico que se están implantando debido á crise sanitaria do covid-19». Y añadió que «este cambio reducirá a calidade da atención primaria, que xa leva anos sufrindo recortes de medios e de persoal». PSOE y Ciudadanos respaldaron la moción, mientras que el PP defendió que era una demanda de los propios sanitarios y que no se mermaba la calidad del servicio, puesto que se mantenía el mismo número de trabajadores y únicamente cambiaba la ubicación, algo que ya sucede en otras ciudades.

El casco histórico tendrá fibra óptica al sumarse el Concello al plan promovido por Retegal

Poder disponer de fibra óptica es una vieja demanda de los habitantes y los comerciantes del casco histórico lucense, que en muchas ocasiones se quejan de la velocidad de Internet de la que disponen. Ese problema puede estar más cerca de tener una solución, puesto que el concejal de Urbanismo Sostible, Miguel Couto, anunció ayer que el Concello se había adscrito a una iniciativa de Retegal para participar en el proyecto de extensión de fibra óptica a los cascos históricos.

El cableado desluce una fachada en Doutor Castro
El cableado desluce una fachada en Doutor Castro

Este proyecto comenzó en Santiago y se ha ofrecido a los Ayuntamientos de los otros 31 conjuntos históricos que hay en Galicia.

Couto avanzó este paso al responder a la propuesta planteada por el Partido Popular para avanzar hacia la retirada de todo el cableado aéreo que hay en el casco histórico. Una propuesta que el grupo de gobierno no aprobó alegando que las medidas que introducían los populares en su moción ya estaban contempladas.

Couto defendió que el Concello ya mantenía reuniones con empresas suministradoras para intentar buscar puntos de encuentro y que apuesten por utilizar infraestructuras que permitan retirar el cableado de las fachadas. En todo caso, aludió a que los intereses económicos de las empresas muchas veces chocan con las propuestas municipales. Puso como ejemplo de urbanización la Praza de San Marcos y apuntó que en Quiroga Ballesteros también se prevén las infraestructuras necesarias.

Otros asuntos del pleno

La propuesta del PP de construir una pista de motocrós en el antiguo vertedero de Teixeiro no tuvo el respaldo del gobierno, que dijo que está trabajando ya en el proyecto, pero más ambicioso.

El gobierno también avanzó que en menos de dos semanas estará funcionando, dentro del Smart City, la base de datos con todos los contratos menores del Concello. Salió adelante, por unanimidad, la propuesta de Cs de crear una línea de ayudas para la compra de mascarillas infantiles para familias sin recursos.

Los populares protestaron simbólicamente cronometrando a la alcaldesa
Los populares protestaron simbólicamente cronometrando a la alcaldesa

Cronometrando a la alcaldesa

El Partido Popular quiso protestar por que la alcaldesa, Lara Méndez, se pronuncie tras el debate de cada votación en el pleno. Consideran que, aunque está en su derecho, hace un uso excesivo del turno de palabra, por lo que ayer todos los ediles la cronometraron: 15 minutos.

El grupo de Ciudades Patrimonio ya pidió soluciones al cableado urbano

lorena garcía calvo

Acordó pedir una legislación específica y recursos económicos para intentar esconder en los núcleos históricos los cables que los afean, como sucede en el caso de Lugo

Los miles de metros de cable de suministro eléctrico y telecomunicaciones que discurren por el casco histórico de Lugo no son un caso aislado. Más bien, al contrario. Hoy en día casi todas las ciudades con núcleos antiguos padecen el problema de los cableados que afean las fachadas y calles y, aunque a priori pueda parecer un problema menor, la cuestión es seria. Tanto, que el Grupo de Ciudades Patrimonio de la Humanidad, colectivo que aglutina a las 15 urbes con cascos reconocidos por la Unesco -algo a lo que aspira Lugo- ya han puesto sobre la mesa la necesidad de encontrar soluciones a la problemática. Medidas que podrían ser extensibles a otras ciudades, como la lucense.

Seguir leyendo

 

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Los ocupas llegan al pleno de Lugo, con derecha e izquierda discrepando