El futuro del carril peatonal de la Ronda, en cuestión por su desuso

El tramo apenas tiene caminantes y hay quien teme que en septiembre, con el incremento del tráfico y los colegios, no sea viable. El BNG dice que se mantendrá

La continuidad del carril peatonal de la Ronda da Muralla genera debate
La continuidad del carril peatonal de la Ronda da Muralla genera debate

lugo / la voz

El pasado 8 de mayo el carril interior de la Ronda da Muralla estrenó su peatonalización. En pleno estado de alarma, con horarios limitados para salir a pasear y el adarve convertido en un hormiguero, el Concello de Lugo apostó por restar un carril a los coches y cedérselo a los peatones. Sin pretenderlo, esta medida se convertía en la primera piedra de un proyecto de envergadura que lleva años esperando convertirse en realidad, la soñada peatonalización de la Ronda.

En su momento se entendió como temporal la medida, pero el área de Mobilidade, que lidera el nacionalista Rubén Arroxo, considera que es terreno ganado y su intención es mantenerlo más allá del verano a pesar de que ahora apenas hay caminantes que lo utilizan. Porque el levantamiento de las restricciones, con la reapertura de los bares y la movilidad interprovincial, redujo drásticamente el número de personas que se animan a dar sus caminatas alrededor del Patriomonio de la Humanidad.

Pero más allá de este desuso, en el ala nacionalista del bipartito considera que estos meses han servido para demostrar que es posible reordenar la circulación en la ciudad sin que todo el tráfico pase por la Ronda, y recuerdan que de esta manera se salvaguarda también el monumento, en el que surgen grietas a causa del constante tráfico rodado.

En la calle, sin embargo, no hay unanimidad respecto a la continuidad del carril peatonal, ya que muchos sostienen que el volumen de tráfico que se registra estos meses -primero por el estado de alarma y ahora por las vacaciones- no sirve de referencia y será a partir de septiembre, cuando se retome la normalidad y regresen los colegios, cuando se verá realmente si es posible mantener un solo carril sin generar atascos importantes. Hay quien lo pone en duda y augura problemas en la circulación en el corazón de la ciudad, sobre todo en las horas punta.

En el área de Mobilidade no son ajenos a las circunstancias que reinan ahora y a las que lo harán a la vuelta de septiembre, pero insisten en que su intención es mantener así la Ronda, con un carril para coches y otro para peatones. Si llegado el momento se detecta que en determinados tramos se producen muchos problemas de circulación, se revisarían. «Queremos avanzar con rigor na peatonalización», declaran.

Y es que esa peatonalización de la Muralla, de la que se ha dado el primer paso, es una apuesta en firme del BNG desde hace años y quieren mantener lo hecho hasta el momento. Recuerdan que se están llevando a cabo estudios de circulación para detectar los puntos conflictivos y buscar alternativas, y que hay en marcha trabajos para reordenar de forma eficiente el tráfico en la ciudad. Señalan además a la promoción que se está haciendo de recorridos alternativos, como puede ser ir por Montero Ríos para llegar a la Milagrosa, evitando la Ronda; y recuerdan que está por ver cómo la peatonalización de Quiroga Ballesteros podría alterar la forma en la que lucenses y visitantes circulan por las inmediaciones del casco histórico.

A pesar de estos argumentos, en la calle hay quien sigue poniendo en duda la idoneidad de mantener el carril peatonal más allá de agosto.

La continuidad del carril peatonal de la Ronda da Muralla genera debate
La continuidad del carril peatonal de la Ronda da Muralla genera debate

 El debate en la calle: «Hay que planificar con sentidiño y con tiempo»

El debate está en la calle. Y en las asociaciones. De ello dan fe Luis Latorre, presidente de Lugo Monumental, y Jesús Vázquez, máximo responsable de la Federación de asociaciones de vecinos de la provincia, que explican que en sus colectivos existe un debate «terrorífico» respecto a si debe mantenerse o no el carril peatonalizado.

«Nosotros siempre hemos sido propeatonalización de la Ronda, y el cierre del carril actual ya lo propusimos nosotros en su día», dice Latorre, «porque en su momento los negocios estaban cerrados y así se podía pasear, pero cuando empezó a reabrir el comercio ya expusimos que previamente a la peatonalización definitiva había que tomar medidas adecuadas. Además, apostamos por explorar opciones como dejar abierto al tráfico el carril de lunes a viernes por la tarde, y que los fines de semana sea para la gente».

Bajo su punto de vista, lo primero que debería hacerse es un plan de tráfico riguroso y un estudio de la circulación que contemple desde el funcionamiento y cómo se podría mejorar la red de autobuses urbanos, hasta la carga y descarga o los aparcamientos disponibles. Todo, para tener una radiografía certera de la ciudad. Luego, recuerda que ahora mismo el carril peatonal no tiene uso por el calor y el asfalto, y que «si no hay demanda, no hay justificación para el resultado». Aboga también por estudiar tramos concretos a peatonalizar y sobre todo por «planificar con sentidiño y con tiempo. Cuando abran los colegios va a ser dificilísimo seguir así».

Jesús Vázquez, por su parte, se declara a nivel personal un ferviente defensor de la peatonalización de la Ronda. Como ejemplo, pone el cambio vivido en la ciudad de Pontevedra, donde los peatones ganaron la batalla a los coches, y apunta a la necesidad de que todas las medidas se adopten de la mano de los colectivos. «Este é un tema de envergadura e creo que debe consultarse con todas as asociacións porque é un tema importante. Eu, persoalmente, penso que non só debería ser peonil o carril actual, senón toda a Ronda, pero hai que regular todo ben».

Apuesta por contar con las sugerencias de todos y abrir un debate, buscar alternativas a la circulación actual e impulsar campañas de concienciación y mejorar las alternativas al coche. «Usamos demasiado o coche, e as cidades son dos cidadán».

La ampliación de las terrazas en las calles expira en septiembre, pero podría ampliarse

La peatonalización de la Ronda da Muralla no fue el único cambio a nivel de circulación que llegó de la mano del coronavirus a la ciudad. En cuanto la hostelería pudo reabrir sus puertas, el Concello de Lugo decidió darles cancha y apostó por medidas excepcionales como ocupar el espacio de las aceras o de las plazas de aparcamiento más próximas, siempre y cuando no impidiesen el paso de los peatones.

Esta medida ha permitido a los hosteleros ampliar sus metros y compensar de algún modo las limitaciones que le imponía la legislación vigente. Cuando el Concello activó la medida, anunció que estaría vigente hasta el día 31 de agosto, pero ya avanzó que será la evolución de la pandemia, tanto en lo sanitario como en lo económico, lo que determinará si las terrazas ampliadas continúan en las calles lucenses.

Precisamente para favorecer la instalación de más terrazas y ayudar al sector de la hostelería, el Concello lucense optó por cerrar al tráfico siete calles. Desde hace semanas las rúas Mallorca, Recatelo, Carril dos Loureiros, Isaac Díaz Pardo, Vila de Sarria y Avelino Pousa Antelo, además de una intersección en Augas Férreas, están cerradas a los vehículos y pensadas para que las disfruten los peatones y los clientes de los establecimientos.

Esta medida también fue pensada para durar tres meses y todo apunta a que a partir de septiembre las vías recuperarán la normalidad. En todo caso, vista la incerteza que rodea a todo lo relacionado con la pandemia, nada está escrito. Compaginar la vida cotidiana con la reactivación de la economía se ha convertido en una prioridad en todos los municipios.

O Concello de Lugo pechará sete rúas ao tráfico para deixar espazo a peóns e terrazas

la voz
Praza de Augas Férreas donde se instalarán terrazas
Praza de Augas Férreas donde se instalarán terrazas

Os hostaleiros de toda a cidade que queiran ampliar mesas terán que facer unha petición e poderán empregar a área destinada a aparcamentos

A alcaldesa de Lugo, Lara Méndez, reuniu hoxe á Comisión de Tráfico co fin de avanzarlles o bando que regulará a ampliación e a nova instalación de terrazas dos establecementos hostaleiros co fin de axudar á recuperación da actividade dun dos principais sectores económicos da cidade, «do que viven miles de familias», sostivo. 

A rexedora incidiu en que estas medidas serán de carácter excepcional polas circunstancias derivadas da pandemia e lembrou que, na xuntanza que mantivo hai un días coa Asociación de Hostaleiros para consensuar as accións, se lles solicitou que a aplicación do bando debe ser respectuosa co dereito da veciñanza para desprazarse pola cidade sen barreiras e co mantemento do espazo necesario para a circulación de vehículos de emerxencia. 

Seguir leyendo

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
8 votos
Comentarios

El futuro del carril peatonal de la Ronda, en cuestión por su desuso