Más de 600 balizas verdes para bajar la velocidad en el corredor

Esta vía soporta una siniestralidad menor a la media


monforte / la voz

El corredor de Monforte a Lugo dispone ya de 641 balizas de color verde que separan los dos sentidos de circulación en todos los tramos de línea continua. Fueron instaladas en las últimas semanas por personal del servicio de conservación de carreteras de la Consellería de Infraestruturas, y en este departamento de la Xunta espera que sirvan para reforzar la seguridad viaria en esta carretera. Casualmente, el final de su colocación llega dos día después del último accidente grave que se produce en el corredor, un suceso en el que resultó herido de consideración un conductor y otro estuvo a punto de caer con su camión por un puente.

Las balizas de separación entre carriles forman parte de un proyecto de refuerzo de la señalización de advertencia que incluyó también el repintado de la línea central con doble línea blanca con resaltos y una banda verde en el medio. Dentro de estos trabajos, fueron colocados también 390 placas reflectantes, denominadas técnicamente captafaros. Las balizas son flexibles, para que soporten eventuales impactos de vehículos. Esta nueva señalización reduce ligeramente el ancho de los carriles de circulación y está pensada para incrementar la atención de los conductores y para ayudar a reducir la velocidad.

Menos, pero más graves

En la consellería aseguran que el corredor entre Monforte y Lugo tiene una siniestralidad inferior a la media del conjunto de las carreteras de titularidad autonómica. Eso sí, en general los accidentes que se producen en esta carretera tienen consecuencias más graves que la media,

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
4 votos
Comentarios

Más de 600 balizas verdes para bajar la velocidad en el corredor