Roban un segundo camión en Bértoa y aparece calcinado en Guntín, Lugo

El primer vehículo había sido sustraído en las instalaciones de Hierros Varela Urbieta


Carballo / La Voz

Unos delincuentes -las primeras hipótesis apuntan a cinco individuos- sustrajeron un segundo camión, que se encontraba aparcado en el interior de una parcela del polígono de Bértoa. Todo apunta a que son las mismas personas que robaron en la madrugada del pasado sábado al domingo un camión de la marca Volvo, así como chatarra procesada valorada en 10.000 euros en Hierros Varela Urbieta. Este vehículo apareció abandonado en una pista junto a un monte de Xoane. De la chatarra no se sabe, a día de hoy, su paradero.

Con respecto al segundo camión sustraído, todo apunta a que fue robado también durante la madrugada del sábado al domingo. Se trata de un Iveco que estaba aparcado dentro de una parcela privada. Antonio Villar, propietario de la instalación, dio su versión de lo que pudo haber pasado: «Estou xubilado e vendín todos os camións que tiña. Este vendino a Neumáticos Traba, pero estaba na miña parcela. Dentro gardaba dous equipos de frío e catro transpalets, tres manuais e un eléctrico». El Volvo y el Iveco fueron sacados del polígono. El primero terminó su periplo en Xoane. Estaba intacto. Peor suerte tuvo el Iveco, que acabó calcinado en una pista de Guntín, Lugo: «Avisaron do incendio o mesmo domingo pola mañá. Localizárono na saída que enlaza con Friol. Cando chegaron as emerxencias, só puideron salvar una parte pequena do camión, o resto quedou completamente calcinado, non vale para nada», apuntó Antonio Villar.

Tanto el propietario de la parcela como en la Guardia Civil tienen claro que los que se llevaron los dos vehículos sabían a lo que iban y lo que se almacenaban en ambas parcelas: «Creo que empregaron os camións para levar todo o que levaron e logo os deixaron abandonados».

El camión Iveco fue localizado en llamas en una finca de Guntín, donde hace unos tres meses apareció carbonizado un coche, previamente robado, en Melide. En concreto, en la parroquia de Vilameá, en una finca próxima a la salida 17 de la autovía A-54.

Antonio Villar valoró los desperfectos en unos 6.500 euros: «O camión era un dous eixes con capacidade de carga de 13 toneladas. Valía uns 4.500 euros. E a carga que levaba, uns 2.000 euros en total», cuantificó.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos
Comentarios

Roban un segundo camión en Bértoa y aparece calcinado en Guntín, Lugo