Al menos tres cruces de la capital precisan más anchura en los carriles de circulación

El PP insta al gobierno local a iniciar el estudio para efectuar la reforma


lugo / la voz

En algunas intersecciones de la capital lucense, cuando se cruzan dos autobuses o dos camiones, con frecuencia los conductores se ven obligados a hacer gala de su habilidad para salir con éxito de la maniobra por la falta de espacio. El grupo municipal del PP, por boca de su viceportavoz, Enrique Rozas, pide que se adopten medidas que permitan ampliar el ancho de los carriles en los puntos más conflictivos.

Rozas señala entre los cruces a mejorar el de la Ronda da Muralla con la rúa Santiago. A este respecto señala: «Se puede redimensionar el ancho de los carriles ya que el que permite girar hacia la calle Santiago es muy estrecho y, en muchas ocasiones, provoca que los vehículos ocupen parte de uno de los carriles destinados a seguir circulando por la Ronda da Muralla».

Otra de las intersecciones a las que se refiere Rozas es la Pintor Corredoira con la Ronda de Fingoi. Con respecto a este, explica: «Se debería optar por ampliar el tamaño de los tres carriles que allí hay tomando parte del jardín que hay en la zona; se trata de una propiedad municipal, por lo que si se utiliza una parte del espacio destinado como zona verde y se desplaza hacia ahí la acera, se podrían ampliar el tamaño de los carriles para dar cabida a todos los vehículos. Hay que tener en cuenta que se trata de una vía muy utilizada por los autobuses como entrada a la ciudad hacia la estación».

Otro caso

El mismo concejal aporta una solución para el cruce de Otero Pedrayo con Río Sil. «Hay que estudiar la eliminación de uno de los tres carriles; el de subida hacia la Avenida da Coruña tiene ancho suficiente. El problema son los dos de bajada hacia Alexandre Bóveda y Río Sil. Su ancho no es suficiente como para dar la suficiente seguridad a los conductores». El veterano edil popular puntualiza que «en este punto la densidad de tráfico es lo suficientemente baja como para optar por la eliminación de unos de los carriles de bajada y así dejar solo uno de subida y otro de bajada».

Necesidad de un plan de tráfico global

El viceportavoz del PP, Enrique Rozas, señala que si el gobierno local hubiese sido capaz de diseñar un plan global de tráfico, o de desarrollar el plan de movilidad que lleva años aparcado en algún cajón, probablemente no sería necesaria su propuesta para la reforma de tres cruces. Avisa también del riesgo que supone el mal estado de la señalización horizontal.

Iniciativas con intención de mejorar la seguridad vial

El viceportavoz del grupo popular en el Ayuntamiento de Lugo, Enrique Rozas, está especializado en los asuntos municipales de tráfico y seguridad. Dice que las medidas que propone para mejorar tres intersecciones de la capital lucense están «encaminadas a mejorar la seguridad de conductores y peatones, un objetivo en el que todos tenemos que caminar de la mano, ya que redundará en la creación de un Lugo mejor».

Rozas solicita al gobierno de Lugo que estudie de inmediato las modificaciones que propone en los tres cruces, para reducir riesgos para el tráfico rodado y peatonal. Destaca que en las inmediaciones de la intersección de la Ronda da Muralla con la calle Santiago hay un centro escolar, lo que hace aún más necesario estudiar todas las mejoras posibles para la seguridad vial

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Al menos tres cruces de la capital precisan más anchura en los carriles de circulación