«Los turistas vienen con la idea de la Muralla y luego se quedan fascinados»

La vocal en Lugo de la asociación de profesionales de guías turísticos de Galicia, Mónica Díaz, destaca lo contentos que se muestran los turistas que visitan la ciudad


Hasta el 14 de octubre se ofrecen visitas de 90 minutos por la ciudad, con salida desde la Praza do Campo todos los días a las 12.30 horas (los viernes también a las 18.00 horas). El precio es de 8 euros, (menores de 12 años, gratis) y las llevan a cabo guías profesionales, como Mónica Díaz, vocal en Lugo de la asociación gallega.

Esta profesional, con más de 20 años de experiencia y tras haber sido guía en Santiago, destaca que «Lugo es un lugar muy agradecido, porque la gente viene con una idea sobre la Muralla y cuando descubren el patrimonio que hay se quedan con la boca abierta». Cuando se le pregunta qué es lo que más les llama la atención la respuesta es rápida: «Que casi todo es gratis, que es una ciudad accesible, porque se ve caminando y es muy económica».

Díaz destaca que en los últimos años ha notado un claro aumento de los turistas en ciudades como Lugo y Ourense. «Había mucha gente que venía cientos de veces a Galicia, pero nunca habían parado en Lugo, y ahora lo hacen y se quedan fascinados y todos nos destacadas que van a recomendar su visita».

 Sorpresa con la catedral

Esta profesional del turismo señala que los visitantes son principalmente de ciudades, y que además de la Muralla, suelen quedarse sorprendido con la catedral: «No se la esperan, un monumento medieval y tan bien restaurado» y también resalta que los turistas agradecen que Lugo, a diferencia de ciudades con una trama urbana medieval más enrevesada, «tenga espacios abiertos, plazas que no agobian». Mónica Díaz señala que los turistas agradecen, también favorecido por el buen tiempo de este verano, que en el centro se pueda ver la vida cotidiana de los lucenses, «no como en otras ciudades que parece que cierran a partir de cierta hora».

El recorrido que ofrecen recorre los principales monumentos y plazas del centro, aunque les da tiempo a explicar otros lugares de la ciudad reseñables de fuera de la Muralla. Preguntada sobre cuál es la foto típica que más piden, además de la vista desde Pío XII, «en la Praza do Campo, porque es una estructura muy típica de Galicia, con soportales, y porque les llama la atención el uso público de las fuentes, y no digamos cuando les dices que sale vino (risas).»

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
5 votos
Comentarios

«Los turistas vienen con la idea de la Muralla y luego se quedan fascinados»