Camino Primitivo, un ruta con historia y que triplicó afluencia

Un foro recurrió ante el TSXG la delimitación del itinerario más antiguo a Compostela


Lugo / La Voz

La historia es el principal aval del Camiño Primitivo. No en vano, como su propio nombre indica, esta es la primera ruta a Santiago de Compostela documentada. Fue el rey Alfonso II el Casto el que se considera el primer peregrino, que hizo el itinerario desde Oviedo hasta la capital gallega para visitar la tumba del Apóstol. Investigadores -entre ellos, el filólogo medieval Ricardo Polín- y colectivos llevan décadas luchando por la recuperación y reconocimiento de esta ruta a Compostela. Y ese esfuerzo ya se refleja, por ejemplo, en el número de caminantes, que en los últimos cinco años se triplicó, rondando los 7.000 romeros anuales. Del mismo modo, han ido en aumento los albergues y otros servicios al peregrino. Solo en Galicia, los peregrinos del Camiño Primitivo disponen de más de mil plazas en trece albergues públicos, a lo que hay que sumar la cada vez más numerosa oferta privada.

Paisajes y monumentos

Por lo que se refiere a paisajes y monumentos, también esta ruta tiene numerosos pros. Desde O Acevo (Monteseiro), en A Fonsagrada, donde comienza la ruta en su tramo gallego, hasta Compostela, el visitante pasa por, por ejemplo, parajes de alta montaña como la aldea de Fonfría, la fortaleza de A Pobra de Burón del siglo XV, el Hospital Real de Montouto del siglo XIV o el menhir de Pedra Labrada; la sierra de A Lastra en Baleira; la iglesia románica de Santa Cruz da Retorta en Guntín; el convento gótico de San Francisco de Vilabade en Castroverde; o en Lugo la Muralla, la Catedral (con el Santísimo Sacramento y las pinturas barrocas) y el conjunto monumental de Santa Eulalia de Bóveda.

Sin embargo, no todo son días de vino y rosas en el Camiño Primitivo. La principal lucha del foro que lleva dicho nombre -y que agrupa a una treintena de colectivos culturales, vecinales, de hostelería y patrimonio, entre otros- se centra ahora en recuperar la traza histórica del itinerario.

Aberraciones

Han recurrido ante el Tribunal Superior de Xustiza de Galicia (TSXG) la delimitación oficial que hizo la Xunta y esperan que la Justicia falle a su favor. Según explica Ricardo Polín, esta delimitación es «fraudulenta» y «legaliza» las aberraciones que se han ido apoderando del Camiño con el paso de los años. Se refiere a invasiones en la vía pública, desvíos motivados por intereses privados o comerciales, presencia de máquinas expendedoras de bebidas o alimentos en pleno Camiño e incluso desapariciones de elementos protegidos. Recientemente, por ejemplo, se cortó un carballo centenario situado en un lugar simbólico: un cruce de caminos donde confluyen el Camiño Primitivo y el de la Costa, en el entorno de Lugo.

Además, también denuncian la falta de señalización. Los peregrinos que entran a la ciudad, por ejemplo, no saben hacia dónde ir al llegar a Fontiñas.

Por otro lado, Polín echa en falta la presencia de un museo o un centro de interpretación sobre el Camiño Primitivo.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos

Camino Primitivo, un ruta con historia y que triplicó afluencia