Sentido común


P

arecía que el equipo de gobierno del Ayuntamiento de Lugo empezaba a sentar la cabeza en el tema ORA al anunciar, días atrás, que renunciará al contrato con la empresa si lo permite el juez y posteriormente, procederá a su adjudicación.

De entrada el Ayuntamiento, o quien manda allí, anula el contrato con la empresa filial de Vendex, implicada en el caso Pokémon, pero le permite continuar con la concesión. O sea, más de lo mismo pero con engañifas porque conviene recordar que Vendex recauda 74.000 euros al mes por la ORA de los que el 20 por ciento van para las arcas municipales y el 80 por ciento, para esta empresa de presuntos delincuentes que han ingresado tres millones y pico de euros desde que se anuló el contrato.

Yo me pregunto, la gente que vivimos en calle ORA, cuando renovamos la tarjeta de residentes y pagamos 31,20 euros, ¿a quién entregamos ese dinero? ¿Al Ayuntamiento para que lo invierta en bienes comunes o a unos chorizos que siguen haciendo lo que les viene en gana con el consentimiento de las autoridades? Conviene recordar que el Valedor do Pobo ha instado al Ayuntamiento de Lugo a actuar ante las muchas irregularidades que comete el servicio ORA sin que se les ponga freno y, por si fuese poco, los mandamases de Vendex, presuntos delincuentes, se permiten la chulería de negarse a devolver a una conductora el dinero de una sanción errónea a pesar de admitir que fue una equivocación. Pero, ¿qué macarrada es esta? ¿Quién protege a esta gentuza de guante blanco que hace lo que quiere sin que nadie ponga coto a sus abusos y desmanes. Dónde está la Justicia en esta ciudad? Realmente ¿esto es un estado democrático? Creo que voy a dejar de escribir estas columnas y hacerme un mangui, pero a lo grande. Al menos me haré rico, me reiré de tododios y no me pasará nada.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos

Sentido común