El San Rafael, o para hospital o para casi nada más

El Ayuntamiento de Castro de Rei cree que es la mejor ubicación para el proyectado centro de patología dual


Vilalba

Si no es para uso sanitario, difícilmente se le puede concebir otra utilidad al edificio. Quien se expresa así es el alcalde de Castro de Rei, Francisco Balado, convencido de que el antiguo hospital San Rafael, vacío desde que en febrero del 2012 se marcharon los internos, es la mejor ubicación para un centro de patología dual como el que se prevé en Castro de Ribeiras de Lea.

El interés del gobierno local por devolver a las instalaciones, de las que hoy es titular la Diputación, alguna utilidad no es nuevo. Hace algo más de un mes [ver La Voz de Galicia del 29 de junio], manifestó que debería de estudiarse alguna solución consistente en iniciativas relacionadas con la sanidad, igual que ocurrió durante décadas. Ahora sigue pensando lo mismo; pero por el medio, como recogía este periódico anteayer, ha trascendido la voluntad de la Fundación de daño cerebral (Fudace) y de la Diputación por construir un centro de patología dual junto a las instalaciones que ya tiene la citada fundación.

Ese anuncio obliga al Concello a moverse con precaución. El regidor de Castro de Rei aseguró anteayer que si se solicitase licencia de obra para construir un edificio junto al que ya tiene Fudace, separado solo del San Rafael por unos centenares de metros, no habría más alternativa que estudiar el proyecto y conceder la correspondiente autorización. Sin embargo, no solo recalcó que seguía considerando que el edificio era válido para ese fin, sino que se mostró, como a finales de junio, dispuesto a estudiar con la Diputación esa posibilidad.

Desde que en febrero del 2012 se marcharon los residentes, trasladados a otros centros, y cesó la actividad, surgieron comentarios sobre posibles usos para el edificio, como ya había ocurrido cuando se acercaba el cierre. Ya en el 2011, precisamente Fudace solicitó ayuda al Gobierno central para poner en marcha un proyecto asistencial: personas con grandes dependencias físicas y personas con graves discapacidades mentales serían las destinatarias de las instalaciones tras la correspondiente rehabilitación, que supondría además el desarrollo de iniciativas de I+D en el ámbito sociosanitario. La Diputación lucense, entonces presidida por José Ramón Gómez Besteiro, se mostró abierta a colaborar y a ceder el recinto para ese fin; no obstante, el plan de Fudace no prosperó.

Escuela agraria

En la primavera del año pasado, por unanimidad de los tres grupos presentes en la institución (PSOE, BNG y PP), la Diputación acordó crear en ese recinto, con el apoyo de la Universidade de Santiago de Compostela, una escuela agropecuaria, dando formación para las labores del campo y creando un banco de tierras. El proyecto, hasta ahora, sigue en vía muerta.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos

El San Rafael, o para hospital o para casi nada más