Detenida por agredir a dos agentes tras pedir que la atendieran «rapidito, que vengo sin mascarilla» en Becerreá

André Siso Zapata
André S. Zapata LUGO / LA VOZ

BECERREÁ

Foto de archivo de una detención de la Guardia Civil
Foto de archivo de una detención de la Guardia Civil GUARDIA CIVIL

La mujer, de 65 años, se puso «violenta» con los guardias civiles que acudieron a la sucursal bancaria en la que había entrado sin cumplir las medidas sanitarias

11 feb 2021 . Actualizado a las 17:34 h.

La Guardia Civil detuvo en la localidad lucense de Becerreá a una mujer de 65 años de edad por negarse a poner la obligatoria mascarilla en el interior de una sucursal bancaria de la que es clienta, insultar a los trabajadores, tirar al suelo material publicitario y enfrentarse a los agentes que se personaron en el lugar, a los que llegó a agredir. Según informó el propio cuerpo, la persona detenida, vecina de Becerreá, entró en la sucursal bancaria y les dijo a los empleados que la atendieran «rapidito», que «venía sin mascarilla».

Cuando los empleados de la sucursal le solicitaron que se pusiera la mascarilla, e incluso le ofrecieron una para que hiciese uso de ella, hizo caso omiso y comenzó a «vociferar y a insultar a quienes se hallaban en el interior» del banco, llegando incluso a golpear y tirar al suelo material mobiliario de la entidad.

Cuando llegó la Guardia Civil, los agentes le pidieron a la clienta que se pusiese la mascarilla, a lo que respondió intentando agredir a uno de ellos. Dado «su estado de agitación nerviosa y su extraordinario nivel de violencia», fue trasladada a dependencias policiales. Incluso, durante el trayecto, fue golpeando el vehículo oficial, por lo que, visto su estado, se solicitó asistencia sanitaria al 061 una vez llegaron al puesto de comandancia.

A la detenida se la investiga por un delito de desobediencia y otro de resistencia y atentado contra agentes de la autoridad, y ha sido puesta ya a disposición de la autoridad judicial. Asimismo, ha sido denunciada por incumplir las normas de prevención frente a la covid-19.

El «ladrón fantasma» que asaltó casi un centenar de comercios por toda Galicia

André S. Zapata

El pasado dos de febrero, la Guardia Civil anunció la detención en Ponferrada del ladrón que había actuado durante varios meses en Asturias, León y Galicia. Los agentes encargados de la investigación, pertenecientes a la comandancia de Monforte de Lemos, le siguieron el rastro durante todo ese tiempo intentando buscar una pista que les llevase hasta él. Siempre equipado con su llamativa indumentaria, un gorro de pescador y una mochila, el hombre llegó a robar en casi cien negocios de toda Galicia en solo unos meses. Sin que los agentes pudiesen dar con él, el sujeto se movía como un fantasma por las diferentes provincias gallegas, siendo el sur de Lugo la comarca más afectada. Cuando por fin pudieron reunir todas las pruebas y atraparlo, la Guardia Civil se dio cuenta de los espectaculares registros del sospechoso: en menos de un año, saqueó casi cien negocios por toda Galicia, obteniendo un botín de casi medio millón de euros.

Seguir leyendo