El tramo negro de la A-8, reabierto tras un cierre de once horas

La circulación de Lourenzá a Abadín estuvo cortada de diez de la noche a nueve de la mañana


Vilalba

El tramo negro de la A-8, los 16 kilómetros que van de Arroxo (Lourenzá) a  A Xesta (Abadín), está reabierto al tráfico desde poco antes de las nueve y media de la mañana, tras un corte de once horas. La circulación en ese tramo de la transcantábrica se había interrumpido, debido una vez más a la niebla, minutos después de las diez de la noche de ayer.

Mientras duró el corte, el tráfico estuvo desviado de nuevo por la carretera N-634. 

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

El tramo negro de la A-8, reabierto tras un cierre de once horas