Lugo, Monforte / La Voz

El sorteo de Navidad repartió más de 3.524.000 euros por toda la provincia de Lugo. El azar quiso que el segundo premio recayese en A Fonsagrada, donde la administración Loterías Fonsagrada vendió diez décimos del número 10989, lo que en total supone 1.250.000 euros en premios y el portador de cada décimo recibirá la agradable cantidad de 125.000. Otilia Díaz, al frente de la administración, derrochaba alegría y es que el último boleto ganador lo había vendido el sábado.

Vilalba, un foco de suerte

Vilalba es una vez más el centro de la fortuna y en el municipio fue a parar el tercer premio, con el número 00750. Daniel Formoso, de Loterías Alcázar, fue un año más el encargado de repartir suerte. Vendió una serie dotada con 500.000 euros, es decir, a 50.000 euros el décimo.

A los jugadores de lotería de la mitad sur de la provincia no le queda otra que confiarse al recuento de la pedrea y los reintegros para tratar de recuperar algo de lo invertido en este sorteo. Las administraciones de lotería de Monforte y Chantada venden habitualmente en torno a los tres millones y medio de euros en este sorteo. Solo el anónimo comprador de un décimo de uno de los quintos premios, vendido en Monforte, le ha sacado de verdad rendimiento a su apuesta. Los 6.000 euros que le corresponden por haber comprado un décimo del son el mayor premio unitario que cayó ayer en este sorteo en esta zona. Este solitario décimo premiado, del número 66212, se vendió en el establecimiento de apuestas del número 119 de la calle Chantada.

Otro quinto premio del sorteo extraordinaria de Navidad, el del número 06293, dejó un pellizco de la fortuna repartida ayer en Rábade y Guitiriz. En cada uno de estos municipios se vendieron dos décimos, que valen 6.000 euros cada uno.

En la Cafetería Brétema de Rábade, Paula Castro explica que es la primera vez que reparten un premio en este sorteo. «Por fin, estou cansa de que me chamen gafe!», explica esta mujer. Y es que aunque desconocen quién pudo ser la persona afortunada, ayer estaban muy contentos de haber sido «a man que repartiu a sorte para alguén».

En la administración El Milenio de Oro, en Guitiriz, se vendió otro quinto premio. «Empezamos en marzo porque cambiamos de titular, e estamos esperando a ver se vén algo máis. Este era de máquina», cuenta Pablo. Ayer fue difícil contactar con vendedores y afortunados, porque en muchos lugares continúan los problemas provocados por el temporal Fabien. La propia lotera de A Fonsagrada tenía su teléfono móvil inutilizado.

«Que te esperten e che digan que che tocou é moita alegría», cuenta un premiado

Ayer, poco antes de la hora de comer, apareció en la Administración Fonsagrada en la que se vendió una serie del segundo premio, Loren García Lombardero. Había comprado un boleto y le había regalado otro a su padrino.

«De momento non mo creo, pero que te desperten e che digan que che tocou o segundo premio é moita alegría», explicaba ayer el agraciado con uno de los décimos del segundo premio vendidos en A Fonsagrada. «Non sei o que vou facer con eles, gastalos, e desfrutar ca familia», explicó a los medios de comunicación.

Los décimos de A Fonsagrada fueron despachados por Otilia Díaz, que está al frente de la administración local de lotería. «Estabamos na casa tan tranquilos cando nos enteramos. Cremos que lle tocou a xente da zona e o máis sorprendente é que o último décimo vendeuse o sábado», cuenta Otilia. Se da la circunstancia de que el nueve es una de las terminaciones que más se venden en la zona, según explican también otros vendedores de la lotería.

La alegría ya se respiraba en las calles A Fonsagrada poco antes de mediodía. El personal de la administración de lotería y otros trabajadores de la zona llegaban a las doce de la mañana con muchos nervios y emoción, tras enterarse por los medios de comunicación de que el segundo premio había caído allí.

Uno de los agraciados de A Fonsagrada: «Que te desperten e che digan que che tocou o segundo premio é moita alegría»

María Guntín / Foto Manuel
;
Otilia, la lotera de A Fonsagrada: «Creo que vendí algún décimo ayer» Vendió una serie del número 10989, el segundo premio

La suerte llega hasta la provincia de Lugo y es que en este municipio sobre el que recae una serie del segundo premio, el último décimo premiado se vendió ayer

El segundo premio trae la suerte hasta la montaña lucense y cae en A Fonsagrada. En Loterías Fonsagrada se vendió una serie -diez décimos- del número 10989, por lo que se ha repartido 1.250.000 euros en premios (cada décimo 125.000).

En el municipio ya se respira alegría. Es la primera vez que toca un premio y ya hay movimiento en torno a la administración que repartió suerte, y aún se desconoce a quién le podría haber tocado. Los responsables de la administración llegaron a las doce de la mañana con muchos nervios y en el local ya se ha brindado para celebrar el tercer premio. 

Seguir leyendo

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

El sorteo de Navidad deja más de tres millones y medio de euros en la provincia de Lugo