¿Qué se puede hacer para que el trigo se cultive más en Galicia?

Xosé María Palacios Muruais
XOSÉ MARÍA PALACIOS LUGO / LA VOZ

LUGO

Trigo cosechado en una finca del municipio de Lugo
Trigo cosechado en una finca del municipio de Lugo OSCAR CELA

La IXP Pan Galego ofrece alicientes para recuperar el cereal en las fincas

13 jul 2021 . Actualizado a las 09:33 h.

El trigo ha ido desapareciendo de muchas zonas de Galicia. No obstante, hay argumentos para considerar que este cereal puede cultivarse más y con mejores perspectivas que en la actualidad. La creación de la IXP Pan Galego parece una forma de lograr ese aumento, que además es objeto de estudios científicos. Por un lado, hay actuaciones en marcha en el Centro de Investigacións Agrarias de Mabegondo (CIAM); por otro, se redactan tesis doctorales, como la que recientemente leyó, en la Escola Politécnica Superior de Lugo, el investigador Luis Urquijo.

 

Recuperación

Dos variedades ya reconocidas.

Hay dos variedades de trigo, callobre y caaveiro, que están registradas en la Oficina Española de Variedades Vegetales (OEVV), dependiente del Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación. Son las que aparecen ya como reconocidas para elaborar pan que entre en el citado sello oficial. En la IXP Pan Galego están ya inscritos agricultores que cultivan trigo en fincas suyas, molineros y panaderos.

 Ni son las únicas propias de Galicia ni las únicas que han llegado al CIAM, en donde también hay otras semillas. Como explica Benigno Ruiz, profesor de la Escola Politécnica Superior del Campus Terra (USC) y codirector de la citada tesis, no pueden considerarse variedades desde un punto de vista estrictamente técnico: se trata más bien del trigo que se cultivó en unas zonas durante bastante tiempo.

Cuidado

Conservación en un banco de germoplasma.

Esas semillas se conservan en el CIAM, que dispone de un banco de germoplasma. En el centro se reproducen cada cierto tiempo para que no desaparezcan, y también se utilizan periódicamente en estudios para poder concretar sus características. La variedad callobre, explica Benigno Ruiz, se logró tras emplear semillas recogidas en distintas zonas; con la variedad caaveiro, recuerda, se siguió el mismo proceso.

Utilización

Empleo de variedades de Galicia con otras de fuera.

Según las características detalladas en la IXP Pan Galego, hay que utilizar un 25 % de trigo gallego para que el producto esté amparado por dicho sello. El cultivo de trigo ha disminuido en Galicia en las últimas décadas: por un lado, la agricultura fue reduciéndose; por otro, la orientación hacia la ganadería de producción lechera implicó el aumento de superficie dedicada a pastos y a maíz, alimentos básicos para el ganado vacuno.

Detalles

Menos rendimiento por hectárea y presencia en determinadas comarcas.

En una hectárea de terreno en la que se cultiven la variedad callobre o caaveiro, puede lograrse . La producción es menor que la obtenida con otras variedades, procedentes del resto de España o de otros países, que permiten cosechas de 5.000 o de 6.000 kilos. Esas variedades tienen paja de menos tamaño, precisa Benigno Ruiz. El trigo fue un cultivo muy característico de muchas comarcas de Galicia, y en A Limia (Ourense) todavía se mantiene.

 Futuro 

Razones para un cierto optimismo.

Para este profesor del campus de Lugo, no hay duda de que la ya creada IXP Pan Galego supondrá un estímulo para que se recupere el cultivo del cereal. De hecho, explica, hay panaderías que han mostrado interés en comprar ese trigo; algunas ya lo utilizaban, mezclándolo con variedades, antes de la creación de la IXP, y otras tienen acuerdos con agricultores que lo cosechan. Por otro lado, detalla, se están haciendo estudios para elevar el rendimiento por hectárea, consiguiendo que la paja sea más pequeña. «Sabendo aproveitar a idea, o cultivo irá en progresión», sostiene Ruiz.