Los testimonios arrinconan a Liñares: «Le entregué más de 20.000 euros en mano en varias ocasiones»

André S. Zapata / Laura López LUGO / LA VOZ

LUGO

Liñares, a su llegada a la Audiencia
Liñares, a su llegada a la Audiencia Alberto López

El exconcejal y ex presidente de la Confederación Hidrográfica está acusado de cohecho y prevaricación, al igual que otros nueve acusados

23 feb 2021 . Actualizado a las 18:10 h.

Francisco Fernández Liñares se enfrenta hoy a la primera jornada del juicio por el supuesto cobro de sobornos a cambio de adjudicaciones públicas cuando era presidente de la Confederación Hidrográfica , después de finalizar su período como concejal de Economía en Lugo. Liñares, acusado de cohecho y prevaricación, llegó a la Audiencia Provincial de Lugo poco después de las nueve y media de la mañana. Tanto su abogado, Evaristo Nogueira, como el propio Liñares, evitaron hacer declaraciones antes de entrar a la Audiencia para celebrar la primera vista de la pieza central de la Operación Pokémon

El abogado de Liñares, nada más empezar el juicio, declaró que solicita la «nulidad de todo el procedimiento», ya que considera que son demasiadas las irregularidades del proceso iniciado por la jueza Pilar de Lara. Principalmente, por el encarcelamiento preventivo de su cliente en otoño del 2012, ya que «llegó a declarar cuatro veces en situación de privación de libertad, y no todo vale». También piden la nulidad de las escuchas telefónicas presentadas por la acusación, amparándose en recursos anteriormente presentados.

Denuncia que Liñares fue «presionado psicológicamente» para declarar, estando ya detenido, «en la trastienda de un bar de Santa Comba», por lo que pide la nulidad del proceso «hoy mismo». Según su abogado, la «falta de validez» de las pruebas presentadas «debería ser» suficiente para que el proceso decayese.