El nuevo contrato de la basura en Lugo: excluidas seis de las ocho candidatas

A la espera de que se resuelvan las alegaciones, únicamente las propuestas de Copasa-Geseco-Setec y la cántabra Ascan cumplen todos los criterios técnicos de un contrato de 134 millones

El actual contrato de la basura es de 1996 y se fue prorrogando
El actual contrato de la basura es de 1996 y se fue prorrogando

lugo / la voz

El nuevo contrato de la basura del Concello de Lugo, el más jugoso y ambicioso de la historia del municipio (son 134 millones de euros en diez años) está en proceso de adjudicación. Ocho empresas, entre las que están las grandes prestadoras de servicios de España, cursaron ofertas para hacerse con él, pero tras analizar exhaustivamente sus propuestas técnicas, solo dos cumplen con los requisitos y estarán en la criba final, en la que se valorará la oferta económica, las mejoras introducidas y la viabilidad de todo el proyecto. Al menos, será así si no prosperan los recursos presentados por las empresas que se quedaron fuera de la carrera por el contrato, y entre las que están las grandes corporaciones.

La unión temporal formada por Copasa, Geseco y Setec; y la cántabra Ascan son las dos únicas propuestas que han superado el corte del proyecto técnico, mientas que Acciona, Cespa, una UTE entre FCC y Servizos dos Concellos Galegos, otra UTE integrada por OHL e Ingeser; Urbaser y Valoriza, las otras seis candidatas, se han quedado fuera de la carrera por hacerse con el millonario contrato. ¿El motivo? Sus propuestas no superaron el corte mínimo de puntos.

En la valoración técnica, cada propuesta debía conseguir una valoración mínima de 20 puntos sobre 30 para pasar a la última selección, y solo Copasa (26,93 puntos) y Ascan (20,45) lo consiguieron. Uno de los criterios que más puntuaba era el relativo a la construcción de la nave que se ubicará en el polígono industrial de As Gándaras y en la que se instalará una planta de biogás. Esa edificación, sobre una parcela de 12.000 metros cuadrados, supondrá un desembolso de 1,2 millones, y todas las empresas debían incluir en sus ofertas el proyecto de diseño y urbanización de la parcela para su puesta en marcha.

Esa parcela municipal, además de estar afectada por el PXOM, lo está por el Proyecto Sectorial del Parque Empresarial das Gándaras, pero solo Copasa y Ascan tuvieron en cuenta este requisito, por lo que las demás candidatas dejaron escapar ahí seis puntos. Un botín muy valioso que, de haber conseguido (o al menos una parte), les habría permitido seguir en la carrera por hacerse con el contrato de la basura.

La puntuación final conseguida por el proyecto de Acciona fue de 17,61 puntos; el de Cespa 16,78; el de FCC 19,01; OHL 13,99; Urbaser 18,57 y Valoriza 14,82.

Pero a mayores de no alcanzar el corte de puntuación, la propuesta que cursó FCC presentaba, tal y como recoge el informe de la mesa de contratación, otro problema. A la hora de analizar las propuestas, en el sobre B, que es el que contiene la oferta técnica, no se puede deslizar ningún tipo de información económica ni que dé pistas de las mejoras que incluye su propuesta. La de FCC, sin embargo, incluía en un párrafo que «salvo los contenedores de orgánica con cerradura electrónica, los modelos ofertados no tienen tapa que se tenga que elevar para depositar el residuo, por lo que no necesitan pedal o maneta». Al no ser esta una de las condiciones marcadas en el pliego, la mesa de contratación consideró que se trataba de una de las mejoras que la empresa pretendía ofertar, y que por lo tanto debía reservarse para el tercer sobre, el económico. Visto esto, la mesa de contratación decidió excluir a FCC del proceso.

La empresas excluidas pueden recurrir ante la administración o ante al justicia

La decisión de la mesa de contratación deja margen para presentar recursos, y entra dentro de la lógica pensar que eso es lo que han hecho las empresas que quedaron excluidas de un proceso en el que están en juego 134 millones.

Como un recurso ante el Concello se resolvería, por lógica, en la misma línea que en la que se pronunció inicialmente la mesa de contratación, salvo algún error de valoración, se da la opción de interponer en un plazo de quince días (ya cumplidos) un recurso ante el Tribunal Administrativo de Contratación Pública da Comunidade Autónoma de Galicia (TACGAL) para que este resuelva la discrepancia. Pero, a mayores, las empresas también tienen la bala de la justicia ordinaria. Es decir, pueden presentar un recurso contencioso-administrativo, y para ello disponen de un plazo de dos meses, del que todavía quedaría más de uno.

¿Cuánto afectan los recursos a la adjudicación del contrato? Por el momento, supone esperar un mínimo de dos meses. La mesa consideró adecuado posponer la apertura del sobre C a que finalice el plazo de presentación de los posibles recursos, dado que si se abriesen antes, se estaría dando a las demás empresas información de sus propuestas.

«Se vai ao TACGAL e lle da a razón ás empresas que recorren, volvería a facerse o informe de valoración e reuniríase de novo a mesa de contratación. Se acoden ao Contencioso, poden pedir a suspensión da adxudicación, pero é raro que o xulgado a valide», explican desde el área de Medio Ambiente del Concello, en la que confían en que en el primer trimestre del 2021 se pueda adjudicar el contrato.

Los camiones de recogida de la basura de Lugo serán ecológicos

lorena garcía calvo
Lara Méndez y el concejal Álvaro Santos
Lara Méndez y el concejal Álvaro Santos

El Concello sacará a concurso el servicio por 134 millones de euros para diez años

«Hoxe é un moi bo día para Lugo». Así encabezó la alcaldesa, Lara Méndez, la rueda de prensa en la que anunció los pliegos que regirán el nuevo contrato de la recogida de basura y limpieza viaria del municipio. Unas condiciones que la próxima semana aprobará la junta de gobierno local y que supondrán un cambio radical en la forma de gestionar el servicio en el ayuntamiento. Tanto es así, que el nuevo contrato, que podría estar adjudicado hacia finales de año, convertirá el servicio en el de mayor cuantía del presupuesto. Lugo destinará a la recogida de residuos urbanos, a la limpieza viaria y a la gestión del punto limpio 134,1 millones de euros durante los 10 años que durará el contrato. Es decir, 13,4 millones por año, casi el doble de los 7 que se reservan en cada anualidad, aunque bien es cierto que no se pueden comparar ambos servicios.

Seguir leyendo

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos
Comentarios

El nuevo contrato de la basura en Lugo: excluidas seis de las ocho candidatas