Piden la dimisión del gerente del Polusa por ocultar un positivo en covid-19

Javier Atanes reconoció primero que fue un error del director médico y luego lo negó a través de un comunicado de prensa

Exterior del Polusa
Exterior del Polusa

lugo / la voz

En el hospital Polusa se produjo un positivo de una paciente en covid y los datos se ocultaron durante un tiempo, según denunció públicamente ayer la representante del sindicato CC.OO: el positivo se produjo el día uno de mayo, pero hasta el día 8 no se convocó el comité de seguridad y salud ni se empezaron a hacer pruebas al personal. Dicha reunión del comité se celebró el día 11 de mayo y «a dirección despachou a xuntanza con temas ‘intrascendentes'. A representación sindical (CC.OO) preguntou explicitamente se houbera algún caso confirmado de COVID-19, sendo a resposta negativa», asegura por escrito la responsable del sindicato. Sin embargo la versión del gerente es otra: Javier Atanes dijo ayer a La Voz que hay un acta de dicha reunión en la que se informó del positivo.

El sindicato sigue explicando que «tras as investigacións realizadas polo comité de seguridade e saúde, o luns 18 de maio descubrimos e engano e a dirección recoñécenos que ‘tiña os resultados desde o pasado 2 de maio e que nos ocultaran a información'». Sin embargo ayer el gerente dio otra versión a La Voz: «No lo ocultamos, simplemente el director médico tuvo un error y no vio en la lista de resultados del HULA que había un positivo. En cuanto nos dimos cuenta del error, pedimos la realización de pruebas otra vez, aunque la paciente ya se había ido del hospital hacía días, y todas las pruebas dieron negativas».

La responsable sindical de salud dice que las pruebas realizadas al personal desaparecieron y no les dieron los datos. Pero el gerente explicó ayer que no desaparecieron, sino que el HULA no quiso procesarlas porque entendió que no había riesgo.

No se apartó al personal

La representante sindical también contó que no se tomó ninguna medida con el personal que estuvo en contacto con la paciente. Ni se les envió a casa ni se les apartó del trabajo. El gerente, Javier Atanes, reconoció ayer que eso era cierto, pero porque entendieron que no había riesgo de contagio ya que en la segunda prueba la paciente dio negativo, y consideraron que la primera había sido un falso positivo. Ayer, todos los trabajadores seguían en sus puestos, aunque se le están haciendo pruebas de nuevo. El gerente achacó el comunicado del sindicato al malestar por algunos cambios realizados en el personal, aunque reconoció que había habido un error humano del director médico y que el asunto estaba encauzado.

Cambio de versión

Sin embargo, sorpresivamente, ayer por la tarde el hospital Polusa emitió un comunicado de prensa en el que lo niega todo. Niega que se ocultasen los datos porque es el HULA quien los transmite. También aseguran que existe el acta de la reunión con la que se prueba que informó a los sindicatos, y que todo partió de un falso positivo porque la mujer sigue en su casa en buen estado. Y concluye: «El Hospital Polusa rechaza las acusaciones vertidas hoy por la representante de CCOO en el Comité de Seguridade e Saúde de Polusa, Marta López, por lo que el departamento jurídico emprenderá acciones legales ante la alarma infundada, que ha causado un gravísimo daño a trabajadores, familiares de residentes y a la propia imagen del hospital, con acusaciones absolutamente falsas y que obedecen a motivos espúrios», concluye el comunicado de Polusa.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
8 votos
Tags
Comentarios

Piden la dimisión del gerente del Polusa por ocultar un positivo en covid-19