El unicornio de la niña asfixiada en Muimenta regresa a casa de su padre

José Manuel Leal consiguió que la familia materna devolviese el peluche favorito y una gargantilla


Lugo

La asfixia de la niña Desirée Leal el tres de mayo del año pasado en la casa de su madre en Muimenta avanza lentamente en los tribunales. La madre está en la cárcel detenida por ser la presunta autora de la muerte de la niña de siete años, que falleció en su cama por asfixia mecánica aplicada sobre la nariz y la boca y por opresión de la garganta. El padre sigue peleando como acusación particular para que se esclarezcan los hechos que investiga el juzgado de Vilalba, y cuyo sumario sigue en parte bajo secreto, a pesar de que han transcurrido más de diez meses.

Gracias por leer La Voz

Suscríbete al periodismo sin límites hecho en Galicia

WEB+APP
Lee todas las noticias en la edición digital y la aplicación, accede a contenidos exclusivos y disfruta de una lectura sin publicidad intrusiva
VERSIÓN PDF
Accede a la réplica del periódico en PDF, a todas las ventajas de la suscripción WEB+APP y a la hemeroteca de La Voz desde 1882

El unicornio de la niña asfixiada en Muimenta regresa a casa de su padre