La Policía Nacional evitó la muerte de una mujer que se había cortado las venas

La hermana de la víctima alertó al 091 desde A Coruña


Lugo

Funcionarios de la Policía Nacional adscritos a la Brigada Provincial de Seguridad Ciudadana, evitaron el fallecimiento de una mujer de origen brasileño de 55 años, residente en la zona de Frigsa de Lugo.

Según informan desde la Policía Nacional, el pasado día 12 recibieron una llamada en la sala operativa del 091, donde la requirente informaba de que su hermana la acababa de llamar para despedirse, ya que se iba a cortar las venas. De forma inmediata, el indicativo de Radiopatrullas se dirigió al domicilio que había facilitado la requirente.

Una vez en el lugar, desde el portero no les contestó nadie, por lo que recurrieron a otro piso que les daba acceso a la vivienda. Tras llamar un par de veces y no contestar nadie, procedieron a tirar la puerta de la entrada para poder acceder al interior, momento en el que escucharon desde dentro una voz muy tenue y debilitada, advirtiendo entonces que es la policía abriendo la puerta.

En ese momento pudieron observar a una mujer sangrando abundantemente por la muñeca izquierda, que manifestaba que la dejasen morir, pues se quería ir de este mundo. Al tiempo que reiteran la urgencia de servicios sanitarios, procedieron a dar los primeros auxilios, a los que la mujer opuso la resistencia que podía.

Se le realizó un torniquete en el brazo y trataron de taponar la herida, que era muy profunda, con afectamiento de los tendones. Una vez llegados los sanitarios, se hicieron cargo de la situación. Los agentes encontraron varios charcos de sangre en diferentes zonas de la vivienda y un cúter con manchas de sangre.

La mujer fue trasladada al HULA por los servicios sanitarios.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
3 votos
Comentarios

La Policía Nacional evitó la muerte de una mujer que se había cortado las venas