Un colegio público de Samos convertido en colegio electoral en ruinas

El centro educativo de Lóuzara cerró en 2004 y desde ese momento está prácticamente abandonado


Lugo / La Voz

El descenso demográfico ha originado el cierre de muchos servicios en el rural, dejando abandonados en algunos casos edificios de considerable tamaño y que contaban con unas instalaciones impecables.

Un claro ejemplo es el colegio público Fiz Vergara Vilariño de Paredes de Lóuzara que atendía a los escolares del Val de Lóuzara (Samos). El centro abrió sus puertas en 1990 y llego a contar con 42 colegiales, 4 profesores fijos y uno itinerante y una cocinera. Atendía a niños y niñas de las parroquias de Parada, Santalla, Trascastro, A Ponte, San Xoán, Chelo, Bustofrío, Praducelo, Portela, Santa Mariña y Gundriz.

Gracias por leer La Voz

Suscríbete al periodismo sin límites hecho en Galicia

WEB+APP
Lee todas las noticias en la edición digital y la aplicación, accede a contenidos exclusivos y disfruta de una lectura sin publicidad intrusiva
PAPEL LOS 7 DÍAS
Disfruta al recibir en casa el periódico en papel toda la semana, accede a la réplica en PDF y a todas las ventajas de la suscripción WEB+APP

Un colegio público de Samos convertido en colegio electoral en ruinas