Testigos de los hechos más destacados de la Edad Media en Galicia


El historiador Xabier Moure explica la historia de los tres castillos y su importancia en los caminos históricos que unían Castilla con Galicia.

castillo de doiras (cervantes)

Propiedad de la Fundación Soto Fion. El de Doiras, en Cervantes, data del siglo XIV. Fue construido por el linaje de los Osorio. Dos ramas de esta familia intentaron consolidarse en Galicia y León, siendo la leonesa la que pasará a poseer Doiras. Los Grajal de Campos (localidad de la provincia de León) entraron en la historia de Cervantes a partir del año 1673. Desde 1909, en que el castillo fue vendido, pasó por varias manos. En la actualidad pertenece a la Fundación Soto de Fión. Es posible su visita, gratuita y con explicación, aunque tiene elementos de seguridad mejorables.

castillo de balboa (balboa)

Propiedad del Ayuntamiento. El castillo de Balboa, localidad de el Bierzo, data del siglo XIV, si bien se cree que se edificó sobre otro anterior construido sobre un primitivo castro. Las primeras referencias documentales datan del siglo XIV, cuando perteneció a García Rodríguez de Valcarce. En el siglo XV pasa a los condes de Lemos, y en el XVI a los marqueses de Villafranca quienes lo vendieron a los Reyes Católicos que lo incorporaron a la corona de León. Fue atacado por los Irmandiños en la guerra entre el 1467 y el 1469. De propiedad municipal, la Torre del Homenaje fue reconstruida recientemente, y ahora se está rehabilitando el torreón de la fortificación. Cuando terminen los trabajos podrá ser visitado. Será un mirador del valle y de Os Ancares. Se puede llegar en coche.

castillo de sarracín (vega de valcarce)

Propiedad del Ayuntamiento. El castillo de Sarracín, en Vega de Valcarce, data del siglo XIV, si bien, como en el caso del de Balboa, se cree que se levantó sobre otro más antiguo arrasado en el año 714 por el árabe Muza, luego reconstruido por el conde Gatón. En el Codex Calixtinus, del siglo XII, se cita como Castrum Sarracenicum. En el año 1486 figuran como propietarios los condes de Villafranca. Asociado a la orden monástico-militar del Temple. De propiedad municipal, no hace mucho varias de sus estructuras fueron consolidadas y reconstruidas, y en breve comenzarán nuevos trabajos de rehabilitación para abrirlo a las visitas. Se puede llegar andando través de una empinada cuesta. Desde hace unos años se instaló iluminación, como pueden apreciar los conductores que circulan la A-6.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
4 votos
Comentarios

Testigos de los hechos más destacados de la Edad Media en Galicia