La izquierda de Lugo se lleva por delante a la derecha

Lara Méndez, más cerca de ser alcaldesa, ya que el PSOE y el BNG consiguen captar nuevos electores mientras que PP, Ciudadanos y ACE pierden apoyos

Estimación de voto en Ourense

lugo / la voz

La encuesta de Sondaxe para La Voz de Galicia es una foto que marca una tendencia para las municipales del 26 de mayo: el PSOE sería la primera fuerza, el PP y Ciudadanos bajan, el BNG duplica sus ediles, Lugonovo se resiste y Podemos deja fuera a ACE. Con el reparto de concejales la victoria de los partidos de izquierda frente a los de la derecha sería muy clara: 16 ediles de la izquierda frente a 9 de la derecha.

Con estas cifras, la socialista Lara Méndez tiene más fácil revalidar la alcaldía (la investidura está casi garantizada) y podría incluso elegir a sus socios de gobierno, si quiere coalición, o a varios partidos para que apoyen sus propuestas plenarias. El PSOE, con sus nueve ediles, si se alía con el BNG, obtendrían los 13 concejales de la mayoría absoluta. Otra cuestión es que el Bloque -cuyo candidato, Rubén Arroxo, es el mejor valorado de todos en la ciudad- acepte entrar en un gobierno sin cerrar antes determinadas líneas rojas para los nacionalistas. La otra opción de pacto del PSOE, los dos ediles de Lugonovo y el edil de Podemos, no le llegaría para tener la mayoría absoluta por un concejal.

Según la encuesta de Sondaxe ni el PP ni Ciudadanos tendrían opciones. Los 8 ediles de los populares y el único de C`s (ambos perderían uno con respecto a los comicios del 2015) deja a ambos partidos sin margen para ser protagonistas en la gobernabilidad del municipio, salvo algún acuerdo puntual con el PSOE.

Analizando la tabla adjunta del trasvase de voto en función de las municipales del 2015, se puede ver que tanto el PSOE como BNG pescan apoyos en casi todos los partidos. Lara Méndez consigue un 27,5 % de nuevos electores y Rubén Arroxo, un 31,1 %. Son los que mejor rentabilizan el trabajo del mandato que ahora termina. Los socialistas reciben votos incluso de electores del PP, de ACE (su gran azote en los plenos) y de la abstención. Hay que recordar que en mayo del 2015 hubo votantes del PSOE que castigaron el último mandato de Orozco y no acudieron a las urnas, aunque a pesar de ello el exalcalde tuvo opciones de repetir alcaldía si no fuese por el veto del BNG y de Lugonovo por sus imputaciones.

Por su parte, las propuestas del BNG y la valoración de Rubén Arroxo tienen premio entre los votantes de la izquierda, y recibe apoyos del 2015 del PSOE, Lugonovo, ACE, otras formaciones y la abstención. Lugonovo, a pesar de la crisis interna que vivió este mandato, aguanta el tirón con su nuevo candidato, Xosé Chorén, y aunque se le van votantes al BNG y, sobre todo, a Podemos, que se presenta en solitario por primera vez (en el 2015 fueron juntos), los recibe de la plataforma que lidera Carlos Portomeñe, el gran perjudicado de esta encuesta. En la derecha, los votantes del PP son los más fieles, con un 61,5 %,, mientras que Ciudadanos es la formación que menos fidelidad mantiene, con solo un 21,2 %. Vox apenas restaría votos al PP.

Indecisos y opacos

En intención de voto el PSOE es el partido ganador, con un 16 %,;frente al 14,7 % del PP; el 8,3 del BNG; el 3,7 de Lugonovo,; el 3,3 de Podemos y el 3 de Ciudadanos. El número de personas indecisas o con voto oculto sigue siendo alto en casi todas las formaciones, salvo en Lugonovo, que solo tiene un 10,1 %.

Hay que tener en cuenta varias variables que decantarán el voto del 26 de mayo: el efecto de las generales, el voto útil en cada uno de los bloques, que se presentan hasta 12 candidaturas, que el 5 % es el límite para poder entrar en el consistorio y que quedan dos semanas de campaña.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

La izquierda de Lugo se lleva por delante a la derecha