Una brutal somanta a dos jóvenes se paga con dos años de cárcel de los casi 7 pedidos

Los cinco acusados abonarán solidariamente casi 20.000 euros en indemnizaciones, según sus posibilidades


lugo / la voz

El artículo 124 de la Constitución Española establece, entre otras cosas, que el ministerio fiscal «(...) tiene por misión promover la acción de la Justicia en defensa de la legalidad, de los derechos de los ciudadanos y del interés público tutelado por la ley (...)». A partir de ahí, caben interpretaciones acerca de cómo cada fiscal da cumplimiento a tal misión. Para ayer, en la Audiencia Provincial, estaba fijado el juicio a cinco jóvenes acusados, cada uno de ellos, de sendos delitos de lesiones, por uno de los cuales el ministerio público pedía una condena de cinco años de cárcel y, por otro, 20 meses. Finalmente, hubo conformidad, y cada uno de los jóvenes aceptó dos años de cárcel (uno por cada delito de lesiones) y se comprometió al abono solidariamente de las indemnizaciones fijadas «en la medida de sus posibilidades». La vía de la conformidad de penas tiene ventajas para el sistema y para los juzgados, pero en la ciudadanía cala la desconfianza a la vista de cómo se solventan algunos casos judiciales.

De acuerdo con el relato del ministerio público, sobre las cinco de la madrugada del 11 de enero de 2015, los cinco acusados, todos ellos sin antecedentes penales, se encontraban en la Rúa Nova de la capital lucense. En esa misma calle había entonces un establecimiento de los que permanecen abiertos las 24 horas del día. Los cinco hombres, jóvenes, ahora condenados, siempre según el fiscal, se dirigieron a dos jóvenes que estaban ante el local aludido y, «sin motivo alguno», agredieron a dos de ellos, propinándoles puñetazos y patadas.

Traumatismo craneoencefálico

Uno de los agredidos sufrió traumatismo craneoencefálico, sin alteraciones neurológicas agudas, rotura de dos dientes y pérdida de otro y una lesión abrasiva en el mentón. Necesitó el implante de dos piezas dentales, con injerto óseo. Precisó 396 días para curar, de los que 20 estuvo incapacitado para sus ocupaciones habituales. El otro agredido sufrió fractura de huesos de la nariz, traumatismo craneoencefálico sin lesiones neurológicas, contusiones y hematomas faciales. Necesitó quince días para curar, de los que 2 fueron de hospitalización.

Alcanzado el acuerdo con los abogados, la fiscalía modificó sus conclusiones, y transformó una de las acusaciones de delito de lesiones del artículo 150 del Código Penal («El que causare a otro la pérdida o la inutilidad de un órgano o miembro no principal, o la deformidad, será castigado con la pena de prisión de tres a seis años») por el mismo delito pero del artículo 147 («El que, por cualquier medio o procedimiento, causare a otro una lesión que menoscabe su integridad corporal o su salud física o mental, será castigado, como reo del delito de lesiones con la pena de prisión de tres meses a tres años o multa de seis a doce meses (...)». El otro delito de lesiones que el fiscal achacaba a cada uno de los acusados era del artículo 147. Aplicó la atenuantes de estar bajo los efectos del alcohol y la de dilaciones indebidas en el proceso; como agravante, la de abuso de superioridad. El fiscal expresó que no se opone a la suspensión de la ejecución de las penas privativas de libertad, que ya solicitaron sus defensores; será algo que se decidirá en ejecución de sentencia.

Indemnizaciones

En cuanto a las indemnizaciones, son las siguientes: A uno de los agredidos, 12.280 euros por los días que precisó para sanar, 2.700 por las secuelas, y 779,30 al Sergas; al otro perjudicado, 490 euros por los días que necesitó para curar las lesiones y 3.737,96 al Sergas.

Uno de los agredidos sufrió la rotura de dos dientes y la pérdida de otro

El fiscal rebajó el tipo penal de uno de los delitos de lesiones y estimó la atenuante de ingesta de alcohol

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
3 votos
Comentarios

Una brutal somanta a dos jóvenes se paga con dos años de cárcel de los casi 7 pedidos