Cosmos aporta 30.000 euros para el estudio y conservación de Cova Eirós en Triacastela

La iniciativa forma parte de una serie de medidas para garantizar el buen estado de la gruta


Lugo

Cementos Cosmos ha instalado sensores de humedad, temperatura y presión atmosférica para monitorizar el estado del yacimiento prehistórico de Cova Eirós en Triacastela. Esta iniciativa forma parte del paquete de medidas para garantizar la conservación de la gruta. Estas mediciones se suman a los estudios semestrales que los especialistas realizarán sobre el estado de las pinturas rupestres de la cueva.

Las actuaciones suponen una inversión de 30.000 euros y persiguen preservar el enclave de interés arqueológico situado dentro de los límites de la cantera de la empresa en Triacastela.

El control de las condiciones internas de Cova Eirós pretende asegurar que los trabajos mineros con compatibles con la conservación y estudio del yacimiento prehistórico. Las labores de supervisión son realizadas por la Xunta y cofinanciadas por la cementera, corren a cargo de un equipo de arqueólogos y restauradores expertos en la materia, así como de Pedro Jiménez, directod de geología y exploración de recursos de la empresa de ingeniería CRS.

Cementos Cosmos está comprometido con con el patrimonio histórico de Cova Eirós. Uno de los primeros consejeros de la empresa, Isidro Parga, impulsó los primeros estudios arqueológicos y fomentó la colaboración con distintas universidades. Cosmos instaló a finales de la década de los 90 diversas medidas de protección para frenar el deterioro de la cueva que había sido utilizada tradicionalmente para guardar ganado y también había sufrido actos vandálicos como grafitis o inscripciones en las paredes.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
2 votos

Cosmos aporta 30.000 euros para el estudio y conservación de Cova Eirós en Triacastela