Posesión, desborde y gol para Galicia

Una teórica selección gallega ofrecería un equipo con mucho talento de medio campo hacia arriba

La Voz

«Galicia siempre produjo futbolistas de calidad. Es el caso de Luis Suárez y Amancio, los dos mejores que dio el fútbol español. De aquí ha salido talento y talento es lo que tenemos también ahora. El actual sería un equipo con muy buen pie y eso es lo que habría que potenciar desde el banquillo», resume a la perfección Raúl Caneda, con lo que supondría poder hacer el mejor once gallego. Cada persona tiene a un seleccionador dentro, pero los principales técnicos del fútbol gallego coinciden en muchas cosas. «Se a min me dan eses catro de arriba (Mina, Lucas Vázquez, Lucas Pérez e Iago Aspas) non me para nin Jesucristo», bromea Luisito.

juego combinativo

Galicia destila clase desde el centro del campo

Casi todos los técnicos coinciden en una cosa. Si este equipo pudieran llevarse a cabo en la realidad, sería un conjunto talentoso, de buen trato de balón y con jugadores exquisitos en la técnica. Ya solo con los mediocentros hay disparidad en cuanto a su elección. Pedro Mosquera, Fran Rico, Roberto Trashorras, Álex López, Juan Domínguez y otros más defensivos como Álex Bergantiños o Fernando Seoane. Hay muchas dudas a la hora de elegir al centro del campo ideal.

«Bergantiños tiene recorrido, da equilibrio, tiene capacidad para hacer circular el balón y minimizar las pérdidas; y Rico es un jugador completo, con capacidad de recuperar y filtrar pases, dar continuidad y contribuir a que el equipo sea el dominador del juego», defiende Rubén Albés.

calidad

Mediapuntas de ensueño

«El equipo está claro que es de carácter ofensivo, concebido para hacer del balón su referencia y con mucha velocidad y talento individual», explica Tito Ramallo, en clara alusión a la relación estelar de jugadores de banda y mediapuntas gallegos que podría alinear. Por la derecha, Lucas Vázquez parece un fijo, «tiene desborde, habilidad, amplitud y es bueno en el uno contra uno», destaca Rafa Sáez; y luego hay más dudas, aunque Denis Suárez e Iago Falque aparecen como muy apetecibles para la mayoría.

Mucho gol

Iago Aspas y Lucas Pérez, una pareja de ensueño

Si en el mediocentro hay posibilidad de hacer fútbol y en las mediapunta clase para desbordar a través del pase o del regate, los delanteros de la selección gallega obviamente lo tienen muchísimo más fácil para hacer goles. «Es un equipo muy ofensivo, con mucho gol. Posee gente versátil y joven, con mucho dinamismo», explica Toni Otero.

Y más aún teniendo en cuenta que el tándem ofensivo sería de auténtico ensueño: Iago Aspas-Lucas Pérez. Lo mejor de Celta y Dépor. Veinte goles entre ambos en lo que va de temporada (16 partidos). Ocho el de Moaña y doce el coruñés.

«Aspas y Lucas, creo que llegan al final del 2015 en el mejor momento de sus respectivas carreras y con muchos paralelismos. Los dos han estado fuera y necesitan sentirse en casa para ofrecer su mejor versión», explica Juan Carlos Andrés. Si por separado son buenos, ¡¿qué pasaría si los juntáramos en un equipo?

La defensa

El punto más débil

Mientras del centro del campo hacia adelante cualquier técnico de Primera División se frotaría las manos pensando en la posibilidad de disponer a todo el talento gallego anteriormente mencionado, la defensa genera más dudas. «Habría que trabajar un poco más con ella», explica Emilio Viqueira. En los laterales hay gente de sobrada categoría como Hugo Mallo, Jonny, Roberto Lago o Angeliño; pero, para el eje de la zaga, la mayoría de entrenadores apuestan por readaptar a jugadores versátiles. La otra opción es apostar por gente joven como Insua o Costas o acudir al mercado gallego de Segunda División. «Hay laterales que se incorporan al ataque y que también aportan en defensa», recalca Fabriciano González.

apuestas personales

Jóvenes que vienen apretando fuerte desde atrás

Galicia no solo aportaría un gran equipo en el presente, también hay jóvenes que darán que hablar en poco tiempo. «Mi equipo no es para ganar mañana, pero en un par de semanas...», bromea Rubén de la Barrera. El portero Rubén Blanco tiene 20 años, los laterales Jonny y Angeliño 21 y 19 de forma respectiva, e Insua y Costas 23 y 20. Luisito aporta el nombre del mediocentro Kevin Presa, de 21, «pivote forte» y «de bo manexo de balón», explica el técnico de Pontevedra. Luego están Santi Mina (20), Denis Suárez (21) e incluso Iago Díaz (22).

Esta información ha sido elaborada por José M. Fernández, Iván Antelo, Pedro Barreiros, Miguel Álvarez, Manu Otero y Míriam Vázquez Fraga

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos
Comentarios

Posesión, desborde y gol para Galicia