Fracasa el aviso previo a multa estrenado en Augas Férreas

Pese a él, los coches invadieron de nuevo la zona peatonal de Cantigas e Frores


lugo / la voz

Ni es una campaña, ni dio resultado. Pero aún así, en una situación similar, el Concello volverá a avisar a los propietarios de vehículos estacionados en lugar prohibido para que los retiren. Fue lo que hizo el pasado miércoles en la calle Cantigas e Frores, en la zona peatonal inmediata a la sede de la UNED; ayer, de nuevo había numerosos coches aparcados. De nada valieron los papelitos azules dirigido al «estimado conductor/a» para que sacasen de allí sus vehículos con el fin de «evitar una denuncia innecesaria».

El responsable directo, en el campo político, del tráfico y de la Policía Local es el alcalde, José López Orozco. Ayer, por medio del servicio de comunicación del Concello, La Voz le preguntó si el modo de avisar en Cantigas e Frores se aplicará en otras zonas, si es algo que forma parte de una campaña de concienciación o algo así. La respuesta, también por la misma vía, fue que no se trata de una campaña sino de un hecho puntual.

Orozco explica que el pavimento peatonal de dicha zona se reparó en su momento porque estaba deteriorado. Pero los coches siguieron pasando sobre él para estacionar. Debido a ello, el firme se deterioró nuevamente hasta encontrarse destrozado. Ahora va a ser reparado de nuevo. Por ello, el Concello quiere librar de vehículos ese ámbito urbano. De ahí, el amable aviso distribuido por los agentes de la Policía Local en la tarde del miércoles. Hay que señalar que pese a la presencia de los agentes, los coches seguían accediendo al área prohibida.

En la tarde de ayer, ya sin distribución de papelitos de aviso, la amplia lonja peatonal estaba de nuevo tomada por los coches. Pese a ello no se veían denuncias en ninguno de ellos.

Decisión

El alcalde indicó que si se da un caso similar en otra parte de la ciudad se volverá a actuar como en Cantigas e Frores (Augas Férreas). Pero no como parte de una campaña o de modo generalizado.

Al hilo de las obras para reparar el deteriorado pavimento -no está claro si antes o después- se prevé la instalación de bolardos para impedir el acceso de vehículos a la parte reservada a los peatones.

Hay que recordar que Augas Férreas es uno de los ámbitos urbanos en los que el Ayuntamiento creó una de las primeras zonas 30 de la capital lucense, mediante la instalación de deceleradores. El área en la que los coches aparcan indebidamente es la más próxima a la sede provisional de la UNED.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos

Fracasa el aviso previo a multa estrenado en Augas Férreas