La sentencia dice que el cementerio de Teilán no hubo ninguna profanación

El tribunal absuelve a la mujer de Bóveda acusada de exhumar ilegalmente dos cadáveres para cambiarlos de nicho


monforte / la voz

La vecina de Bóveda que fue juzgada en Lugo el pasado mes de septiembre acusada de profanar dos tumbas ha sido absuelta. El uez que examinó el caso considera que la acusación era exagerada y recuerda que la procesada considera que ella es la legítima titular del panteón en el que estaban los restos. Y añade que simplemente fueron movidos a otro nicho y así dejar espacio libre para que fuesen enterrados el padre y la madre de la acusada. En este asunto, dice el juez, lo que subyace es una disputa sobre la titularidad del panteón en el que están estos cadáveres, no un caso penal.

El panteón en cuestión consta de tres nichos y esta en el cementerio de la parroquia e Teilán. Los denunciantes son parientes del titular originario del panteón. La denunciada, Luisa Gómez, asegura que ese panteón es ahora de su familia, porque su primer dueño se lo dejó en herencia a ellos.

En todo caso, la sentencia no entra en este asunto, porque de lo que se trataba en este caso es de determinar si la acusada cometió un delito contra el respeto de los difuntos cuando en septiembre del 2014 usó uno de los nichos de ese panteón para enterrar a su padre, que acababa de morir. Para hacerle sitio, los empleados de la funeraria recurrireron al nicho central, porque les resultaba el más cómodo de los tres. Allí estaban los restos de la madre y la abuela de los denunciantes, así que los sacaron y los trasladaron en un sudario al nicho de abajo.

El juez tiene en cuenta que los trabajadores de la funeraria testificaron que fueron ellos los que eligieron el nicho y que mover unos restos para hacer sitio a otros es un procedimiento habitual. La sentencia dice además que el simple traslado de unos restos no es en sí misma una falta de respeto perseguible penalmente.

«Si yo fuese mala, ahora podría decidir que saquen los restos, pero no voy a hacer eso»

 

c.c.

Luisa Gómez todavía no había leído ayer la sentencia completa, pero respiraba aliviada por su absolución.

-¿Satisfecha por la sentencia?

-Todavía no la he leído, pero el csao es que he sido absuelta. No es que estuviese preocupada, porque tenía la conciencia tranquila, pero la verdad es que con estas cosas nunca se sabe.

-¿No hubo forma de llegar a un acuerdo con los denunciantes antes de llegar a todo esto?

-No hubo ocasión, porque yo no sabía lo que querían. En un principio decían que el panteón era de ellos, después que habían retirado los restos de sus familiares.... Mis padres murieron y para enterrarlos hubo que mover los restos que había en los nichos, de personas que habían muerto mucho antes. Eso no es ningún delito.

-¿Y la propiedad de los nichos? ¿Qué van a hacer ahora sobre eso?

-No sé nada. Yo tengo las escrituras del panteón. A mí todo esto me sentó muy mal, porque estoy en un momento delicado de mi vida. Mi padre me murió hace cuatro años, mi madre hace dos y más recientemente se me ha mueto una hermana... Yo no le faltaría el respeto a los muertos de nadie. Los restos de la madre y la abuela de los denunciantes están en otro nicho del mismo panteón. Si yo fuese mala persona, podría decidir que los saquen, pero no voy a hacer eso. Respeto a los muertos y nunca los sacaría de ahí.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
2 votos
Tags
Comentarios

La sentencia dice que el cementerio de Teilán no hubo ninguna profanación