O Incio recupera catorce hectáreas de monte para pasto de vacas cachenas

Un ganadero producirá carne con sello ecológico en la «aldea modelo» de Trascastro

Personal de Seaga, durante los trabajos de desbroce que empezaron la semana pasada en Trascastro
Personal de Seaga, durante los trabajos de desbroce que empezaron la semana pasada en Trascastro

monforte / la voz

Trabajadores forestales limpian ya los terrenos ahora abandonados que serán utilizados en O Incio como pasto para una explotación de vacas cachenas. Es el resultado de las primera «aldea modelo» de la provincia de Lugo, el proyecto puesto en marcha por la Consellería do Medio Rural, con la colaboración en este caso del Ayuntamiento de O Incio, que tiene un doble objetivo. Primero, tiene que servir para devolver la actividad a terrenos agrarios y forestales que estaban sin uso. Y además, la limpieza ayuda a mantener el monte a salvo de incendios. El conselleiro de medio Rural, José González y el alcalde de O Incio, Héctor Corujo, visitaron este martes Trascastro, la parroquia en la que se llevan a cabo estos trabajos.

Con ellos iba José Armesto, propietario de una casa de turismo rural en Trascastro y de una granja de ganado de carne alimentado al aire libre. El terreno en el que se está trabajando estos días lo va a utilizar él. Igual que en el caso de las demás aldeas modelo en proceso de puesta en marcha en diferentes puntos de Galicia, es preciso que haya una demanda concreta como la suya, y que estén de acuerdo al menos el 70 % de los propietarios de los terrenos a incluir en el proyecto. No es imprescindible que intervenga el Ayuntamiento, pero en la consellería suelen buscar su mediación para facilitar el contacto con los propietarios.

El ganadero que promueve el proyecto, el alcalde de O Incio y el conselleiro de medio Rural, este martes en Trascastro
El ganadero que promueve el proyecto, el alcalde de O Incio y el conselleiro de medio Rural, este martes en Trascastro

Los tres, acompañados por concejales y por otros vecinos de Trascastro, visitaron el monte en el que está trabajando personal forestal contratado por la empresa pública Seaga. Se trata de aproximadamente catorce hectáreas en las que hay castaños y prados que llevan tiempo abandonados y que están divididas en 178 parcelas que pertenecen a alrededor de cien propietarios distintos. En todos los casos de «aldeas modelo», el procedimiento es el mismo. Tiene que haber un proyecto privado interesado en utilizar de forma conjunta esas parcelas y además deben estar de acuerdo al menos un 70 % de los propietarios con fincas dentro de esa zona.

En el caso de O Incio, el José Armesto necesita suelo para hacer crecer su producción de carne de vaca cachena. En la actualidad tiene cien reses en Trascastro y estas catorce hectáreas extra le permitirán incorporar veinticinco animales más que serán criados con el sello del consejo de Agricultura Ecolóxica de Galicia (Craega). Las vacas de raza cachena son óptimas para el proyecto de José Armesto por la calidad de su carne y porque se adaptan con facilidad al terreno montañoso de Trascastro. Su carne se vende directamente a los consumidores a través de carnicerías de Sarria.

Junto a las parcelas en fase de desbroce en Trascastro se extienden cuarenta hectáreas más de un souto que los vecinos también están interesados en explotar con criterios profesionales. Ayuntamiento y consellería estudian limpiarlos y prepararlos para incorporarlos al proyecto local de la «aldea modelo» de Trascastro.

Otras peticiones pendientes en Folgoso do Courel, A Pobra do Brollón y Sober

El primer proyecto de «aldea modelo» se estrenó el pasado mes de septiembre en Osmo, una parroquia del municipio ourensano de Cenlle. Ahora se incorporan Trascastro, que es la primera de la provincia de Lugo, y las de Penedo, en Boborás; Muimenta, en Carballeda de Avia; Infesta, en Monterrei; y Trabazón, en O Irixo. En la Consellería do Medio Rural aseguran que en total hay 252 ayuntamientos que se han incorporado al convenio de protección contra incendios de núcleos rurales, del que forma parte el plan de «aldeas modelo» y que fue firmado hace meses por la Xunta, la federación gallega de municipio y la empresa pública Seaga. Proyectos como el de O Incio solo están propiamente en marcha en este municipio y en los otros cinco, pero en la consellería aseguran tener ya solicitudes procedentes de más de cincuenta parroquias. En el sur de la provincia de Lugo, hay constancia de peticiones en los municipios de Folgoso do Courel, A Pobra do Brollón y Sober.

El conselleiro explicó ayer durante su visita a O Incio que de esos cincuenta, están en tramitación unos veinte. Cuando se desarrollen, permitirán limpiar y sacar rendimiento económico a algo más de 620 hectáreas, repartidas en casi 13.000 parcelas pertenecientes a 3.200 propietarios distintos. Igual que en Trascastro, en todos estos casos personal de Seaga limpia el terreno y los propietarios lo ceden a cambio de un alquiler a un promotor interesado en aprovecharlo, que se encarga además de su mantenimiento.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos
Comentarios

O Incio recupera catorce hectáreas de monte para pasto de vacas cachenas