El cemento cubre un viejo camino empedrado en Belesar

Las obras de mejora de una pista hacen desaparecer un antiguo pavimento de tipo tradicional


CHANTADA / LA VOZ

Unas obras que se realizan en un camino han supuesto una fuerte transformación paisajística en la localidad de Belesar, en la margen perteneciente al municipio de Chantada. En los trabajos se está pavimentando con hormigón un camino que arranca de un peto de ánimas situado en las inmediaciones del puente sobre el Miño y remonta la pendiente en dirección a la iglesia de San Bartolomeu. Esta pavimentación ha hecho desaparecer el empedrado tradicional que cubría una buena parte del camino.

El vial que está siendo repavimentado forma parte de una ruta de senderismo que fue señalizada y acondicionada hace años, aunque los letreros que la balizaban están deteriorados en gran parte. Algún tramo del camino cuenta precisamente con unas barandillas de madera que fueron instaladas en esa época. La ruta sale de Belesar y avanza en paralelo al río hacia la localidad de A Veiga -en la parroquia de Nogueira de Miño-, continuando después hacia Os Peares. En la dirección opuesta enlaza con otro itinerario de mayor longitud que sigue hacia Taboada y Portomarín.

En el mismo lugar donde empieza este vial, por otra parte, comienza también el tramo chantadino del camino de los Codos de Belesar, que forma parte del Camino de Invierno. Ambos caminos, sin embargo, están desconectados entre si. El tramo perteneciente a la ruta jacobea -que hasta ahora presentaba un estado de conservación algo más deficiente que el otro- sube por debajo de la llamada casa de Valladares. El camino que lleva a la iglesia de San Bartolomeu, en cambio, asciende por la pendiente siguiendo otra dirección.

Actuación municipal

Las obras son promovidas por el Ayuntamiento de Chantada. El alcalde, Manuel Varela, dice que los trabajos tienen como fin acondicionar una pista que presta servicio a varios núcleos de población de la zona y que por lo tanto se considera como una obra necesaria. «A pista está quedando moi ben e vai supoñer un beneficio importante para os veciños», afirma a este respecto. «E esas obras de mellora non están afectando para nada ao Camino de Inverno, porque o camiño que sube en dirección á igrexa vai por outro sitio diferente e non ten nada que ver con el», agrega el regidor.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
14 votos
Comentarios

El cemento cubre un viejo camino empedrado en Belesar