Muere en Carballedo el último fabricante de carozos de la comarca de Chantada

Alejandro Regal Regal murió el domingo a los 88 años y vivía en Castro de Carballedo

.

Alejandro Regal Regal era el último fabricante de carozos que quedaba en la comarca de Chantada, y puede que también en el conjunto de la Ribeira Sacra. Murió el domingo a los 88 años en el hospital de Monforte, donde llevaba un tiempo ingresado, y fue enterrado ayer en el cementerio parroquial de Castro de Carballedo.

Alejandro Regal había nacido en 1929, en una época en la que los paraguas eran un bien escaso y los agricultores, ganaderos y cualquiera que se viese obligado a trabajar a la intemperie solía recurrir a abrigos hechos con tallos secos de junto. Eran los populares carozos, que después irían cayendo en desuso por la fabricación industrial de paraguas y chubasqueros. Los artesanos que confeccionaban los carozos fueron muriendo y nadie les tomaba el relevo, de forma que Alejandro Regal era uno de los últimos que sabía como hacerlos.

Así se hacían

En una entrevista publicada por este periódico en el verano del 2008, Alejandro Regal resumía así lo que había que hacer para hacer un buen carozo: «Os xuncos téñense que cortar coa lúa chega de agosto. Despois hai que escollelos e mázanse cunha maza redonda como a do liño. Para ben ser deberíase facer todo no mesmo día, aínda que tamén poden pasar dous días. Antes de gardalos hai que secalos ao sol e despois hai que tecer a coroza, pero isto é mellor facelo con tempo húmido para que non manquen os dedos. E finalmente aínda hai que cardar os xuncos cun restrelo».

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
11 votos
Tags
Comentarios

Muere en Carballedo el último fabricante de carozos de la comarca de Chantada