El consorcio de la Ribeira Sacra vuelve a cancelar sus actividades turísticas de otoño

La Voz

LEMOS

Participantes en una de las actividades turística de otoño organizadas este año en el municipio de Taboada por el consorcio de la Ribeira Sacra
Participantes en una de las actividades turística de otoño organizadas este año en el municipio de Taboada por el consorcio de la Ribeira Sacra

Los responsables de la entidad ven muy pocas posibilidades de mantener el resto del programa, que debería desarrollarse hasta el día 22

05 nov 2020 . Actualizado a las 12:55 h.

El consorcio de la Ribeira Sacra canceló todas las actividades que estaban previstas para este fin de semana dentro de su programa turístico de otoño A Caída da Folla a causa de las restricciones a la movilidad establecidas por las autoridades sanitarias. La entidad ya había tenido que hacer lo mismo el pasado puente de Santos. Para los próximos días 7 y 8 estaban programadas varias actividades que deberían desarrollarse en los municipios de Nogueira de Ramuín, A Pobra do Brollón, Monforte de Lemos, O Saviñao, Pantón, Taboada y Quiroga. La gran mayoría de los usuarios que estaban inscritos para participar en ellas —señalan desde la gerencia del consorcio— residen en las principales ciudades gallegas que ahora están sujetas a cierres perimetrales, como A Coruña, Pontevedra, Vigo o Santiago, por lo que no pueden desplazarse a este territorio y por ello han tenido que cancelar sus reservas.

Por ahora, el consorcio no ha suspendido las demás actividades de su programa turístico, que están previstas para los próximos días 14, 15, 21 y 22. La gerente de la entidad, Alexandra Seara, puntualiza sin embargo que «hai moi poucas posibilidades de que estas actividades poidan levarse a cabo» en vista del reforzamiento de las restricciones establecidas por las autoridades sanitarias, a las que ahora se suma el cierre perimetral del municipio de Monforte.

Las actividades del programa A Caída da Folla comenzaron a desarrollarse el 17 de octubre y continuaron durante los días 24 y 25 del mismo mes. En aplicación de las normas sanitarias, los grupos de participantes en cada una de ellas se redujeron a cuatro personas, además de los guías o monitores encargados de dirigirlas. Todas las actividades de este programa tenían reservadas la totalidad de las plazas disponibles, pero ahora lo más probable es que estas reservas se tengan que cancelar.