El BNG reúne en un debate telemático a la Ribeira Sacra con y sin sello de la D.O.

Unos y otros comparten reivindicaciones como la recuperación de más terreno para la viticultura

Los participantes en el debate subrayaron los costes económicos del trabajo agrario en una orografía tan complicada como la de la Ribeira Sacra
Los participantes en el debate subrayaron los costes económicos del trabajo agrario en una orografía tan complicada como la de la Ribeira Sacra

Monforte

Bodegueros y viticultores de la Ribeira Sacra debatieron esta semana sobre el futuro del sector del vino en un encuentro digital organizado por el BNG y en el que tomaron parte Olalla Rodil y Noa Presas, las cabezas de lista de esta formación política por Lugo y Ourense en las elecciones de julio. El encuentro sentó por primera vez en el mismo foro, aunque fuese de forma virtual, a quienes trabajan dentro de la denominación de origen y a quienes no, con la participación activa también del presidente del consejo regulador, José Manuel Rodríguez.

Durante el debate, la diputada Olalla Rodil constató que los puntos de vista y propuestas de los que están dentro de la denominación de origen y los que se mantienen al margen no son antagónicas, sino que «poden ser complementarias». Unos y otros están a favor de recuperar superficie para la viticultura. José Manuel Rodríguez reivindicó como uno de los efectos del trabajo del consejo regulador la incorporación de superficie de cultivo que había estado en desuso y que ahora vuelve a producir. Y desde las bodegas que no están dentro de la denominación de origen reclamaron respeto para quienes buscan libertad en la elaboración y en el uso de variedades de uva diferentes.

En el BNG destacan que unos y otros coinciden en subrayar los altos costes de producción asociados a la peculiar orografía de la Ribeira Sacra, pero también admiten que la producción en bancales aporta valor añadido. Todos reclaman además a las administraciones públicas una mejor gestión del territorio, por ejemplo en la tramitación de las compras y en la política forestal.

El aguardiente de Sober

Bodegueros y viticultores de Sober añadieron durante el debate una reivindicación específica para la producción de aguardiente al modo tradicional, una actividad que todavía pervive en este municipio, aunque lejos de la fuerza que tuvo en otros tiempos. Lo que reclaman es una legislación adaptada a la realidad actual para la figura del poteiro. Los portavoces del BNG explican que los productores tradicionales de aguardiente se quejan, entre otras cosas, de que los certificados oficiales de producción están pensados para su presentación en envases de un litro, a pesar de que el modelo más común suele ser más pequeño, y eso "provoca perda de produción á hora de comercializalo".

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos
Comentarios

El BNG reúne en un debate telemático a la Ribeira Sacra con y sin sello de la D.O.