monforte / lA voz

Cinco vehículos que permanecían estacionados a la entrada de la calle Cobas, cerca de su confluencia con la calle Ourense, aparecieron con los espejos retrovisores destrozados en la mañana del domingo. Los daños se produjeron de madrugada a la altura de un negocio de equipamientos y montajes eléctricos, en la confluencia con el acceso a la guardería municipal, uno de los escenarios habituales del botellón durante los fines de semana.

La policía nacional inspeccionó el lugar en el que se produjeron los actos vandálicos tras las denuncias presentadas por propietarios de los vehículos. Las sospechas apuntan a un grupo de jóvenes que esa madrugada timbró insistentemente en los porteros exteriores de varias viviendas situadas en la zona.

Robo de un extintor

Esa misma noche se produjo la sustracción de un extintor en uno de los bloques de edificios de la calle Fontecha. El extintor apareció abandonado cerca del lugar en el que estaban aparcados los vehículos que sufrieron los destrozos en los retrovisores.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
2 votos
Comentarios

Destrozan los espejos retrovisores de cinco coches a la entrada de Cobas