Propuestas para evitar el feísmo en el entorno del Colegio del Cardenal

Patrimonio plantea mejorar la estética del aparcamiento y del pabellón deportivo


MONFORTE / la voz

La Dirección Xeral de Patrimonio parece haber aparcado las reticencias que expresó en su momento por el uso de una parte de los terrenos del Parque dos Condes como estacionamiento. Lo que iba a ser un aprovechamiento provisional se ha consolidado con el tiempo y hoy parece descabellado que la zona que sirve de aparcamiento amplíe la superficie verde, el fin que al menos teóricamente debería haber tenido. Patrimonio entiende, no obstante, que sería recomendable, adoptar medidas que suavicen el impacto visual del párking anexo al Colegio del Cardenal.

Esta es una de las medidas destinadas al contorno del Colegio del Cardenal que recoge la resolución de la Consellería de Cultura e Turismo mediante la que se inició el procedimiento para declararlo Bien de Interés Cultural (BIC). Patrimonio no aborda en ningún caso cómo deben ejecutarse, pero sí plantea la conveniencia de comenzar a valorar «a previsión e deseño de actuacións de mellora ambiental no aparcadoiro, nos depósitos de combustible do propio edificio, nas Casiñas e no polideportivo».

Con este tipo de mejoras, entiende que la percepción del monumento monfortino saldría muy beneficiada. La resolución de la consellería deja en el aire esta sugerencia, sin concretar las actuaciones que serían aconsejables. Solo advierte de que «non alterarán os valores ambientais orixinais que aínda se conservan e estarán encamiñadas á integración ambiental e visual dos elementos discordantes».

La cesión de los terrenos que ahora se utilizan como estacionamiento se produjo hace alrededor de veinte años. El Ayuntamiento pretendía ampliar el parque acondicionado con anterioridad en otra parte de la finca que también había pertenecido al colegio. Esa segunda parcela estaba sin asfaltar y se permitió su uso como aparcamiento. Las mejoras realizadas desde entonces se centraron en el asfaltado y señalización de los viales interiores y las plazas destinadas a los vehículos.

Durante unas obras de asfaltado realizadas en el 2008, surgieron las primeras pegas por parte de Patrimonio. La pavimentación permaneció paralizada, pro pudo reanudarse finalmente y no volvieron a surgir nuevos problemas con este departamento de la Xunta.

Árboles en el estacionamiento

Pese a ello, o quizás por ello, los redactores del plan especial de protección del conjunto histórico-artístico de Monforte reparan en la necesidad de una actuación que valla más allá de un simple pavimentado. El documento aprobado inicialmente por la junta local de gobierno, y que ahora revisan los servicios de urbanismo de la Xunta, plantea intercalar arbolado en el estacionamiento para atenuar su impacto visual y, de paso, facilitar que los vehículos puedan estacionar a la sombra.

En lo relativo al edificio de las Casitas, de titularidad municipal, las pegas sobre su impacto visual sobre el Colegio del Cardenal tienen que ver con la fachada trasera que da al estacionamiento. Esa parte de la edificación está cerrada con una malla metálica y en el lateral más próximo al monumento se aprecia la caja de una instalación eléctrica.

Muy cerca de ese punto, dentro de ya de las instalaciones del colegio y a escasa distancia de su fachada lateral está situado un depósito de grandes dimensiones destinado al almacenamiento de gasóleo.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
2 votos
Comentarios

Propuestas para evitar el feísmo en el entorno del Colegio del Cardenal