Olivos y soutos centenarios, los grandes olvidados del BIC

Una fundación pide a Patrimonio que repare el error


MONFORTE / LA VOZ

Ni rastro de olivos y soutos centenarios. Dos ausencias significativas en la extensa lista de elementos del patrimonio cultural y ambiental de la Ribeira Sacra que figuran recogidos en la declaración de Bien de Interés Cultural (BIC). Así lo ven desde la Fundación Xermán Estévez, que pide a la Dirección Xeral de Patrimonio Cultural que se subsane esta omisión. La propuesta fue trasladada por escrito a este departamento de la Consellería de Cultura.

Sobre la protección de los olivos, la fundación recuerda que ya salió a relucir en los informes remitidos a la consellería hace tres años por el entonces Valedor do Pobo, José Julio Fernández, y un equipo de expertos de la Universidade de Santiago. En su informe con vistas a la declaración de BIC, advertían de la necesidad de proteger y amparar la producción de aceite en Quiroga y Ribas de Sil. No solo por la importancia de su comercialización para el sostenimiento de la vida rural, sino también por ser los olivares «parte del paisaje natural de la Ribeira Sacra».

La inclusión de los olivos y la producción tradicional de aceite en el catálogo de bienes culturales y ambientales de Quiroga y Ribas de Sil fortalecería a juicio de la Fundación Xermán Estévez la candidatura de la Ribeira Sacra a Patrimonio de la Humanidad, en cuyo camino la declaración de BIC supone un primer paso.

Otro tanto sucede, según su criterio, con los viejos soutos de castaños que se conservan en diferentes puntos de este territorio. «El paisaje cultural y ambiental va ligado a esta especie en las cuencas del Miño y del Sil, del Bibei y del Mao [ourensano]», subraya la fundación. Entre otros ejemplos, citan los soutos centenarios situados en las inmediaciones de los monasterios de Santo Estevo de Ribas de Sil, Santa Cristina o Santo Estevo de Ribas de Miño.

No debió ser en Pantón

También el alcalde de Monforte, José Tomé, se pronunció ayer sobre la declaración de BIC. No para valorar cuestiones de fondo, sino para censurar las formas de la Xunta a la hora de darla a conocer. Para Tomé, la elección de Pantón como escenario de ese acto «foi un erro». «O lóxico tería sido que a presentación se fixese en Monforte, que para algo é a capitalidade da Ribeira Sacra», señala. Más aún -añade- «tendo en conta que a provincia elixida para a celebración do acto foi a de Lugo».

El alcalde de Monforte interpreta en clave política la designación del escenario para el acto en el que se formalizó la declaración de BIC. «A Xunta non pode caer neste tipo de comportamentos por moito que lle moleste que o PP non goberne no noso municipio», dice Tomé.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
10 votos
Comentarios

Olivos y soutos centenarios, los grandes olvidados del BIC