San Vicente esconde los restos de una segunda muralla de menor perímetro

La fortificación se levantaba entre el lienzo actual y la torre del Homenaje


monforte / la voz

El plan director elaborado a instancias de la Dirección Xeral de Patrimonio desvela aspectos poco conocidos sobre la antigua fortificación medieval de Monforte. Una de las revelaciones más llamativas es la posible existencia de una segunda muralla en el conjunto monumental de San Vicente, cuyos restos permanecen ocultos en la actualidad. El documento considera más que probable la presencia «de un recinto interior, de menor perímetro, rodeando del castillo».

Con vistas a la consolidación y recuperación de la fortaleza, el proyecto realizado por el estudio del arquitecto José María Alonso Montero sugiere la conveniencia de «analizar su interior para verificar esa hipótesis». De confirmarse, propone incluir entre las intervenciones la recuperación de al menos parte de esa segunda muralla.

Las excavaciones realizadas en los últimos años, con motivo de la realización de diferentes obras en el conjunto monumental, aportaron datos de gran valor sobre la configuración del antiguo burgo medieval. El estudio de Alonso Montero destaca las prospecciones del año 2004, que según destaca sacaron a la luz «restos de un camino de ronda interior y de la cerca abacial que tuvo el monasterio antes de que la propia muralla pasase a cumplir esa función».

Excavaciones del parador

El descubrimiento del camino de ronda se llevó a cabo durante las excavaciones que se desarrollaron deforma simultánea a la construcción del parador de turismo. Estaba previsto que aquellas prospecciones arqueológicas tuviesen continuidad, pero el proyecto se paró en cuanto se enfrió la polémica por la rehabilitación del monasterio y el antiguo palacio condal. Aquel hallazgo, señala el plan director, «añade nuevos datos sobre las rúas y caminos que se conservan hoy en día, y nos ayuda a comprender mejor cómo eran las comunicaciones y el núcleo intramuros medieval».

Muchos elementos constructivos característicos del antiguo burgo desaparecieron incluso en tiempos recientes. En el tramo de muralla que discurre paralelo a la calle Santo Domingo donde se produjeron desplomes en los años 1964 y 2001, existía un túnel de gran anchura que derivaba las aguas pluviales y que quedó tapiado bajo el actual pavimento. Esta cavidad podría haber dado pie a la leyenda sobre la existencia de un túnel que comunicaba la fortaleza con el río a la altura del Malecón. El plan director considera preciso proceder a la renovación del saneamiento en la calle Pescaderías -que se levanta sobre la muralla en el tramo donde se registraron los derrumbes- con el fin de acabar con las filtraciones.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
3 votos
Comentarios

San Vicente esconde los restos de una segunda muralla de menor perímetro