quiroga / la voz

El plegamiento de Campodola, declarado monumento natural por la Xunta en el 2011, ha adquirido en los últimos años una amplia fama como uno los parajes de mayor interés geológico de la sierra de O Courel y de toda Galicia. Pese a su espectacularidad, solo es una parte de una enorme y compleja estructura que aflora en otras zonas del sur lucense y que se extiende a lo largo de más un centenar de kilómetros hasta los montes Aquilanos, en la provincia de León. A una decena de kilómetros en línea recta del mirador geológico de Campodola y también dentro del territorio municipal de Quiroga puede verse otro gran afloramiento rocoso asociado a este pliegue que emerge en una ladera de la margen derecha del Sil, en las proximidades del lugar de Augas Mestas.

Un sitio apropiado para contemplar en conjunto esta formación rocosa es el monte Cerengo, situado en el vecino municipio de Ribas de Sil. Desde su cima -a 1.286 metros de altura- se divisa un amplio panorama del valle de Quiroga y todo su entorno, y también se avista el afloramiento. La formación puede verse igualmente desde otras zonas menos altas del monte.

Cómo llegar

Para visitar el paraje hay que situarse en San Clodio, la capital municipal de Ribas de Sil, y tomar una carretera que conduce a la cima del monte de A Moá. En un tramo de este vial que se encuentra cerca del límite con la provincia de Ourense arranca a mano izquierda una pista señalizada que lleva al monte Cerengo.

La distancia que separa este monte del afloramiento es bastante grande, de modo que aunque la formación se distingue bien en el paisaje, para contemplarla con detalle es conveniente disponer de unos prismáticos. La imagen situada junto a estas líneas fue tomada desde el monte Cerengo con ayuda de un teleobjetivo. En la zona no se ha instalado ningún panel explicativo sobre el paraje geológico y su relación con el pliegue de Campodola. Sin embargo, visitar ambos lugares puede ayudar a hacer una idea más clara del tamaño y la forma de esta estructura.

Un rastro de las convulsiones de la corteza terrestre

El mirador geológico de Campodola, construido en el 2004 y situado a la altura del kilómetro 9,5 de la carretera que une Quiroga y Folgoso do Courel, permite observar la parte más visible del plegamiento. En esta zona está la llamada charnela, el punto de máxima curvatura del pliegue, que consiste en lo que los geólogos denominan un sinclinal acostado. Este paraje se ubica en un monte conocido como Penas das Franzas o Pena Falcoeira, junto al estrecho valle del río Ferreiriño.

En el lado opuesto de este valle fluvial -por encima la mencionada carretera de Quiroga- también aparece un llamativo afloramiento rocoso que pertenece a esta misma estructura. Otras formaciones rocosas asociadas al gran sinclinal pueden verse además en diversos puntos del tramo de la carretera N-120 que discurre entre Monforte y Quiroga.

Choque de continentes

La formación se encuadra a la llamada orogenia varisca o herciniana, un gran proceso geológico provocado por los movimientos de las placas que forman la corteza terrestre y que tuvo lugar entre hace 380 y 280 millones de años. El pliegue se formó debido a la colisión de los antiguos continentes Gondwana y Euramérica, un proceso que hizo surgir del fondo del oceáno el actual territorio de Galicia.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
6 votos

Otra manera de ver el plegamiento geológico de la sierra de O Courel