La Xunta afirma que revisará el plan del oso por la cantidad de alegaciones

Los municipios de la montaña lucense afectados esperan que prevalezca el «sentido común» y se cambie el proyecto

Una osa con sus oseznos en Os Ancares, en una imagen tomada en el 2010.
Una osa con sus oseznos en Os Ancares, en una imagen tomada en el 2010.

Lugo / La Voz

La Xunta afirma que revisará el proyecto de decreto para poner en marcha el Plan de Recuperación do Oso Pardo en Galicia. Mientras, en los municipios de la montaña lucense afectados aguardan el veredicto y esperan que prevalezca el «sentido común» y se cambie el proyecto. El plazo para presentar alegaciones cerró en julio y, en estos momentos, la Dirección Xeral de Conservación da Natureza continúa revisando el contenido de las mismas. Aunque desde Medio Ambiente no facilitaron datos sobre el número de alegaciones presentadas, según los datos aportados por alcaldes, cazadores y los propios vecinos, se cuentan por cientos.

El borrador de este proyecto fue publicado en abril y desde el primer momento despertó enemistades en la montaña lucense, donde numerosos vecinos piden su retirada. El objetivo de este nuevo plan es proteger y fomentar la reproducción del oso pardo, pero los habitantes de las zonas afectadas consideran que sus derechos y su capacidad de acción sobre sus propiedades se verán diezmados.

Desde Medio Ambiente informaron de que, además de revisar el contenido del documento en función de las alegaciones, van a cambiar la redacción, «de xeito que se facilite a interpretación do seu contido». Además, resaltaron que se va a realizar una importante labor para explicar los contenidos del documento a los habitantes de los concellos incluidos en el ámbito de influencia. El objetivo, insisten, es buscar el máximo consenso.

El plan afecta a casi 65.000 hectáreas distribuidas en tres zonas: área de presencia de oso, área prioritaria y área de distribución o expansión. En cada una de ellas, los niveles de restricciones son diferentes. Engloba partes de Cervantes, Navia de Suarna, Negueira de Muñiz, Pedrafita do Cebreiro, Folgoso do Courel, Quiroga, Triacastela, Samos, Becerreá y As Nogais.

Consenso europeo

El socialista José Luis Raposo, alcalde de Pedrafita, opina que este tipo de planes deberían consensuarse a nivel europeo. Critica la gran cantidad de restricciones que provoca este plan, cuando lo prioritario debería ser, en su opinión, «protexer ás persoas, aos parados, e non a fauna». Desde su punto de vista, medidas como esta lo único que provocan es un éxodo rural. «Confío no sentido común de Ricardo García-Borregón e espero que non saia adiante este plan», señaló.

En As Nogais, concello gobernado por el PP, el alcalde, Jesús Núñez, también está a la espera del veredicto de la Xunta, aunque matiza que «temos o compromiso de que non prexudicarán aos lugareños con máis restricións». En este caso, presentaron alegaciones conjuntas con Folgoso y Triacastela pero, a mayores, piden que As Nogais sea eliminado del área de actuación del plan porque «historicamente non hai documentación que faga pensar que aquí hai osos».

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
2 votos

La Xunta afirma que revisará el plan del oso por la cantidad de alegaciones