La Ribeira Sacra del Sil, referente del turismo ornitológico

Una guía de la Xunta sitúa la zona entre las diez principales de Galicia


monforte / la voz

La Ribeira Sacra del Sil es considerada por Turgalicia como una de las diez zonas más interesantes de la comunidad para la observación de aves, según una guía de turismo ornitológico que esta entidad dependiente de la Xunta acaba de publicar en su página web. Estos lugares han sido seleccionados entre un total de 61 espacios repartidos por todo el territorio gallego.

La guía propone dos rutas en automóvil por el cañón del Sil y su entorno, a lo largo de las cuales es posible observar diferentes especies de aves silvestres. Una de ellas, de 37 kilómetros de longitud, discurre entre Castro Caldelas y Sober, pasando por Doade, Vilachá, Amandi, Lobios, el mirador de Cadeiras y Pinol. El otro itinerario, de 66 kilómetros, va desde Os Peares hasta Castro Caldelas y discurre por las localidades de Alberguería, Vilouxe, Castro, Parada do Sil y Cristosende, además del monasterio de Santa Cristina de Ribas do Sil y el mirador de los Balcóns de Madrid.

Aves rapaces

A lo largo de estos recorridos, según apunta la guía, es posible avistar diversas variedades de aves rapaces como el águila calzada (Hieraaetus pennatus), el milano negro (Milvus migrans), el halcón abejero (Pernis apivorus), el halcón peregrino (Falco peregrinus ) y el águila culebrera (Circaetus gallicus), así como numerosas especies propias de las zonas forestales.

Entre los espacios gallegos de especial interés para el turismo ornitológico, la guía menciona otros tres territorios que están igualmente situados en la provincia de Lugo: los montes de Cervantes, los humedales de la Terra Chá y el conjunto formado por la ría de O Barqueiro y el cabo de Estaca de Bares, este último en el límite con el territorio coruñés.

Otras áreas lucenses

La guía de Turgalicia incluye además otros trece territorios de interés ornitológico ubicados en la provincia de Lugo. Dos de ellos son también espacios fluviales situados en la zona sur: la Ribeira Sacra del Miño y el valle del Cabe. Otros nueve son áreas montañosas: las sierras de O Courel, Oribio, Faro-Farelo, Xistral-Faladoira, Penalba-Vilacaíz -una zona que se extiende por territorios de los municipios de Bóveda, O Incio, O Saviñao, O Páramo, Sarria y Paradela-, los hayedos de Pedrafita do Cebreiro, las tierras de A Fonsagrada y Negueira de Muñiz situadas en torno al río Navia y los bosques de Carballido y Logares, ubicados entre los territorios de los municipios de A Fonsagrada, Ribeira de Piquín y Meira.

La publicación también considera de interés para la observación de aves las zonas agrícolas de los entornos del Miño y del Neira situadas entre Lugo y Gondrame -en el municipio de O Páramo- y los alrededores de la capital de la provincia. Asimismo, recomienda visitar toda la costa lucense, en las que viven numerosas especies de aves marinas.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos

La Ribeira Sacra del Sil, referente del turismo ornitológico