Duelo prolongado: síntomas y tratamiento de este nuevo trastorno mental

Laura Inés Miyara
Laura Miyara LA VOZ DE LA SALUD

SALUD MENTAL

La actualización más reciente del Manual Diagnóstico y Estadístico de los Trastornos Mentales (DSM 5) incluye por primera vez al trastorno de duelo complejo persistente.
La actualización más reciente del Manual Diagnóstico y Estadístico de los Trastornos Mentales (DSM 5) incluye por primera vez al trastorno de duelo complejo persistente. La Voz de la Salud | iStock

La nueva edición del DSM-5, la «biblia psiquiátrica», oficializa el diagnóstico y lo distingue de los duelos normales

12 abr 2022 . Actualizado a las 18:50 h.

¿Cuánto tiene que durar un duelo?, ¿unas semanas?, ¿unos meses?, ¿más? Superar una muerte cercana es algo difícil para cualquier persona. Y por mucho que se diga que el paso del tiempo hace las cosas más fáciles, el proceso no es el mismo para todos. Se trata de una instancia muy personal de la vida y no existe, actualmente, un consenso respecto del tiempo que debe durar.

Sin embargo, la versión más reciente del Manual Diagnóstico y Estadístico de los Trastornos Mentales (DSM-5), la guía elaborada por la Asociación Estadounidense de Psiquiatría para los profesionales de la salud mental, considerada como una «biblia psiquiátrica», ha incluido por primera vez el Trastorno de duelo complejo persistente entre sus páginas. Su aparición en el libro indica que podría tratarse de algo más serio de lo que antes se pensaba.

¿Cuándo deja de ser normal el duelo?

Con la entrada del duelo complejo persistente al DSM-5, se han producido una serie de cuestionamientos en torno a la idea de patologizar un aspecto inevitable de la experiencia humana. Pero la inclusión del trastorno en la guía médica tiene que ver con aquellos aspectos que lo distinguen del proceso normal que se inicia cuando perdemos a alguien cercano.

El DSM-5 describe el proceso de duelo no complicado como «una reacción normal ante la muerte de un ser querido. Como parte de su reacción ante una pérdida así, algunos individuos en duelo presentan síntomas característicos de un episodio de depresión mayor, como por ejemplo sentimientos de tristeza, con otros síntomas asociados, como insomnio, falta de apetito y pérdida de peso. El individuo en duelo suele considerar su ánimo deprimido como “normal”, si bien el individuo puede buscar ayuda profesional para aliviar otros síntomas que lleva asociados, tales como insomnio o anorexia. La duración y la expresión de un duelo “normal” varían considerablemente entre los distintos grupos culturales».

Por contraposición, el trastorno de duelo complejo persistente «se caracteriza por la pena intensa y persistente y por reacciones de luto», explica la guía. Según detalla la Clínica Mayo, un duelo «puede considerarse complicado cuando su intensidad no disminuye en los meses posteriores a la muerte del ser querido. Algunos profesionales de salud mental diagnostican duelos complicados cuando la aflicción continúa siendo intensa, persistente y debilitante después de 12 meses». Se manifiesta de formas similares a las de una depresión aguda, pero una patología no es equivalente a la otra y, en determinadas circunstancias, un duelo y una depresión se pueden superponer.