Endometriosis, la enfermedad que obliga a la mujer a crear un plan de vida

Lucía Cancela
Lucía Cancela LA VOZ DE LA SALUD

ENFERMEDADES

Se estima que la endometriosis afecta a más de dos millones de mujeres en España.
Se estima que la endometriosis afecta a más de dos millones de mujeres en España. La Voz de la Salud | iStock

El tratamiento dependerá de diversos factores, como la edad de la paciente o de si desea quedarse embarazada

13 may 2022 . Actualizado a las 11:58 h.

La endometriosis es una enfermedad ginecológica, crónica y benigna, en la que se produce una alteración: la implantación y el crecimiento de tejido del endometrio fuera del útero. «Es hormono-dependiente, progresiva e incapacitante», señala el doctor Felipe Varela, experto en ginecología y obstetricia. Y ojo, porque la última definición es cuanto menos «importante»: «Sobre todo, a nivel social, porque incapacita mucho y nunca resultó fácil diagnosticarla», detalla. Sus síntomas se confunden con los detallados durante el ciclo menstrual, y el diagnóstico puede llegar a complicarse. 

Por lo general, esta patología suele afectar con mayor frecuencia a otras estructuras que forman parte del sistema reproductivo de la mujer, como los ovarios, las trompas de Falopio o la vagina. Sin embargo, se han estudiado casos en los que la enfermedad ha pasado la barrera, llegando al peritoneo, al tracto gastrointestinal y urinario, e incluso a los pulmones. Eso sí, son casos que podrían contarse con los dedos de las manos. 

Pese a los avances realizados en materia de conocimiento, la endometriosis continúa siendo una gran desconocida. Se estima que en España puede afectar del 10 al 15 % de las mujeres, lo que equivale a más de dos millones, «a 14 millones a nivel europeo, y a más de 175 en todo el mundo», indica el doctor Varela. Cifras que podrían quedarse cortas al haber pacientes asintomáticas o que todavía no han encontrado respuesta a su diagnóstico.

¿Por qué se produce la endometriosis?

Pese a que el tejido crezca fuera del útero, responde ante las hormonas sexuales al igual que lo hace el endometrio. Es decir, cada mes, los ovarios liberan una serie de sustancias que ordenan a las células endometriales hincharse y volverse más gruesas. Así, estarían listas para un posible embarazo. 

Cuando la gestación no se produce, el cuerpo desecha estas células a través de la menstruación. Por ello, las que crezcan fuera de su lugar de pertenencia tienen la misma respuesta con distinto final: no se eliminan. «Para entender la endometriosis, debemos saber primero que es la mucosa endometrial. Esta tiene un epitelio cilíndrico, un tejido conectivo, vasos sanguíneos y glándulas. Pasa por dos fases, una proliferativa, en la que tiene en flujo los estrógenos, y una segunda que es secrecional, y actúa la progesterona», explica el experto en ginecología Felipe Varela. «El útero se prepara desde que empieza la menstruación, hasta la menopausia, para el embarazo. Lo que ocurre con la endometriosis es que esa mucosa está fuera de la cavidad uterina», señala.