Enriqueta Felip, oncóloga: «Si una persona tiene un síntoma, tiene que acudir al médico a pesar del covid-19»

Laura Inés Miyara
Laura Miyara LA VOZ DE LA SALUD

ENFERMEDADES

Enriqueta Felip es la presidente de la Sociedad Española de Oncología Médica (SEOM).
Enriqueta Felip es la presidente de la Sociedad Española de Oncología Médica (SEOM). La Voz de la Salud

Tratamiento multidisciplinar, abordaje individualizado con biomarcadores, e integración de estrategias de inmunoterapia serán algunas de las claves para tratar el cáncer de cara a los próximos años

04 feb 2022 . Actualizado a las 18:13 h.

El 4 de febrero es el Día Mundial contra el Cáncer, una fecha promovida por la Organización Mundial de la Salud para aumentar la conciencia y el conocimiento sobre esta palabra que engloba enfermedades y casos totalmente diversos, ya que existen más de 200 tipos distintos de cáncer. Se trata de uno de los problemas de salud más prevalentes en el mundo: a pesar de la pandemia del covid-19, el cáncer ha sido responsable de más muertes que las infecciones por el virus en España durante el 2020. Por esta razón, la prevención de los distintos tipos de tumores tiene una importancia cada vez mayor, sobre todo si se tiene en cuenta que un tercio de las muertes por cáncer en Europa se deben a factores de riesgo evitables.

Enriqueta Felip es Jefa del Grupo de Tumores Torácicos y Cáncer de Cabeza y Cuello del Instituto de Oncología del Hospital Vall d'Hebron, en Barcelona (VHIO) y es la presidenta de la Sociedad Española de Oncología Médica (SEOM). Tras la publicación del informe de la SEOM para el 2022, en el que se espera el diagnóstico de unos 280.000 nuevos casos de cáncer, Felip aborda el tema de la prevención con pautas claves para los pacientes, y profundiza en los desafíos que deberá afrontar la oncología de cara a los próximos años.

—Se ha hablado de los grandes factores de riesgo que predisponen a las personas a desarrollar cáncer, pero si tuviera que dar una única recomendación principal para evitarlo, ¿cuál sería?

—Es cierto que un tercio de las muertes por cáncer en Europa se deben a estos cinco factores de riesgo evitables, tabaco, infecciones, alcohol, sedentarismo y dieta inadecuada. Pero, en particular, el tabaco es el responsable de hasta un 33 % de los tumores, y no solo hablamos de cáncer de pulmón. También es culpable de hasta un 22 % de las muertes por cáncer. Por lo tanto, las cifras son muy claras. El dejar de fumar es fundamental en estos momentos.

—En cuanto a tratamientos, ¿cómo se está avanzando?

—En lo oncológico se está avanzando hacia un tratamiento multidisciplinar. Siempre lo hemos tenido, pero cada vez tenemos técnicas más específicas y menos agresivas, por ejemplo, de cirugía y radioterapia. Y, sobre todo, estamos trabajando también en tratamientos personalizados, en función de biomarcadores moleculares en grupos de pacientes. La medicina de precisión permite analizar las características genéticas y moleculares de un tumor para poder tomar decisiones terapéuticas que lo ataquen de manera más eficaz y con menores efectos secundarios. Este análisis se hace a partir de la identificación de biomarcadores en los tumores. No todos los cánceres son iguales. Sabemos que tenemos más de 200 cánceres diferentes, incluso aunque algunos estén en la misma localización. Por eso, necesitamos estos biomarcadores para dar un tratamiento individualizado en muchas ocasiones.