Circunnavegando el aula

Viaje a los confines de la Tierra. Los entresijos de una de las gestas más importantes de la historia de la humanidad

Maitara y Pulau (Tidore Island), dos  de las islas de las especias, las Molucas (Indonesia)
Maitara y Pulau (Tidore Island), dos de las islas de las especias, las Molucas (Indonesia)

Transcurría el año 1519 cuando un experto navegante portugués, Fernando de Magallanes, emprendía, apoyado por la Corona española, una de las travesías marítimas más importantes y arriesgadas de todos los tiempos. Magallanes pertenecía a la corte del rey Manuel I de Portugal, pero ávido de aventuras dedicó la mayor parte de su vida a explorar nuevas rutas en África y la India para poder adquirir el petróleo del momento: las especias. Nos hacemos varias preguntas: ¿por qué traicionó a su país natal y propuso la lucrativa empresa a España, su histórica enemiga?, ¿por qué el monarca español Carlos I lo apoyó? La respuesta podría simplificarse en una sola palabra: incoformismo, o quizá podría ser codicia; pero no fue así, la historia es más compleja.

Magallanes decidió ofrecer sus conocimientos y experiencia a Castilla tras las desavenencias surgidas con Manuel I. El monarca portugués, mal asesorado, se había negado a reconocerle sus años de servicios. Es más: llegó a enjuiciarlo acusándolo de abandono de funciones, fingimiento de cojera e incluso robo. Esta actitud del soberano no fue exclusiva para con el navegante, sino que también la sufrieron el astrónomo Rui Falero (*) o el mercader Cristóbal de Haro (*), quienes se convertirían en un apoyo indispensable para Magallanes en esta nueva aventura.

1. EL TRATADO DE TORDESILLAS

La segunda razón es que conocía que las aguas de la nueva ruta pertenecían a la Corona española por lo acordado en el Tratado de Tordesillas (1494), al igual que los territorios de las Molucas, por la división de la bula del papa Alejandro VI (*) en 1493. Solo entonces promete al rey Carlos I el paso del oeste con lo que ello conlleva: rutas de navegación propias, liberándolo definitivamente del yugo marítimo portugués. A ello se suma el deseo de poseer los recursos que las especies podrían aportar al país y la deseada hegemonía mundial.

Boyas clave (*)

* Rui Falero: https://cutt.ly/EeugsCY

* Cristóbal de Haro: https://n9.cl/fu40

* Bula del papa Alejandro VI: https://bit.ly/2VbZz89

* Casa de contratación de Sevilla: https://bit.ly/2F2yI7B

ACTIVIDADES Y RECURSOS

Teletranspórtate a la época y transfórmate en Fernando de Magallanes. Desde esta óptica debes elaborar una carta o preparar un discurso que convenza al monarca para que acepte subvencionar tu proyecto (recuerda emplear un lenguaje adecuado y dar argumentos suficientes y sustentados en la realidad histórica):

  • Recurso: https://bit.ly/2WHxqVO

2. AQUÍ COMIENZA LA GRAN HAZAÑA

Magallanes viaja a Sevilla en octubre de 1517 y se persona en la casa de contratación, pero esta no tenía potestad para decidir sobre semejante proyecto: el aventurero debía aguardar audiencia con el rey. No obstante, durante su espera fue muy bien acogido por el factor de la casa, don Juan de Aranda, del que recibiría un apoyo incondicional e incluso lo acompañaría hasta la corte, en Valladolid. Estamos ya en enero de 1518.

En el momento en el que llegan a la ciudad castellana, Magallanes y Falero son recibidos por el gran canciller, el cardenal y el obispo de Burgos, Fonseca, y se van fraguando las cláusulas del contrato de la expedición, cuyas negociaciones durarán meses. En él se acordaba que la Corona correría con todos los gastos de una expedición compuesta por cinco naves y 265 hombres con todas las provisiones y artillería. Además, la casa de contratación costearía el salario de los participantes y los cubriría de honores tanto a ellos como a sus descendientes. Por su parte, Magallanes se comprometía a ponerse al frente de la empresa con el apoyo de una armada dirigida por su amigo Cristóbal de Haro.

Aunque estaba todo listo, el viaje casi no llega a realizase por la intervención del embajador portugués, Álvaro de Cosa, quien con la excusa de acordar las nupcias de don Manuel I con doña Leonor, hermana de don Carlos I, aprovecha la ocasión para intentar disuadir a Magallanes y, como no lo consigue, siembra la duda en el monarca español, quien no se deja influir y finalmente se reafirma en su decisión, bien asesorado por el entusiasta Fonseca, el obispo de Burgos. También se dice que miembros de la corte del monarca portugués tenían órdenes explícitas de asesinar al almirante luso.

Los problemas no hacían más que comenzar y, viéndose amenazados, Magallanes y Haro parten a Sevilla. Una vez establecidos en la ciudad hispalense, tuvieron las primeras reuniones con los oficiales de la casa de contratación, quienes, celosos del gran recibimiento que dos extranjeros habían tenido, les muestran toda su antipatía e intentan retrasar la expedición por todos los medios.

ACTIVIDADES

Como veis, los intereses y la mala voluntad por parte de algunas personas pueden llegar a limitarnos y no dejarnos avanzar. Para ello es necesario crear una conciencia crítica y tener un conocimiento lo más amplio posible para tomar nuestras decisiones. Por esta razón invitamos a repensar los pros y contras de esta aventura, lo que nos permitirá allegarnos a sus posibles consecuencias, sean positivas o negativas.

  • Recurso: https://bit.ly/337Nu6n

 

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos
Comentarios

Circunnavegando el aula