Un devastador terremoto sacude Marruecos y deja más de 2.000 muertos y otros tantos heridos

La Voz REDACCIÓN

INTERNACIONAL

Reuters

El seísmo, de magnitud 7, sacudió por la noche varias ciudades del país. Tuvo su epicentro en la localidad de Ighil, situada unos 80 kilómetros al suroeste de la ciudad de Marrakech

10 sep 2023 . Actualizado a las 00:10 h.

Más de un millar de personas han muerto y otras mil han resultado heridas a causa de un terremoto de magnitud 7 registrado en la provincia de Al Hauz, en Marruecos, según informa el Ministerio del Interior de país alauí. El balance oficial dado a conocer por el Ministerio de Interior marroquí cifra los fallecidos en a 2.000 y en 2.059 los heridos. 

 En Al Hauz, -al sur de Marrakech y cercana al epicentro-, es la provincia con más fallecidos (542), seguida de Taroudant (321), Chichaoua (103), Ouarzazate (38), Marrakech (13), Azilal (11), Agadir (5), Casablanca (3), Al Youssufia (1) y en Tinguir (1). 

Catorce miembros de la ONG Bomberos Unidos Sin Fronteras con sus perros adiestrados llegarán a Marruecos la próxima madrugada para participar en las labores de búsqueda de supervivientes del terremoto que ha arrasado varias zonas del país, profesionales que llegarán a este país desde Huelva, Madrid, Córdoba y Murcia.

Más de 200 víctimas han resultado heridas de gravedad, si bien todas ellas están siendo trasladadas a varios hospitales de la zona, tal y como han señalado las autoridades en un comunicado recogido por Efe. Además se han montado hospitales de campaña para atender a los heridos menos graves.

Interior ha movilizado fuerzas de seguridad y protección civil de todas las prefecturas provincias afectadas, así como los medios necesarios para intervenir y evaluar los daños.

Según un boletín de alerta sísmica difundido por el Instituto Nacional de Geofísica marroquí, el terremoto, de magnitud 7, sacudió la región septentrional marroquí de Marrakech y se produjo a las 23.11 hora local a 8 kilómetros de profundidad. Tuvo su epicentro en la localidad de Ighil, situada unos 80 kilómetros al suroeste de la ciudad de Marrakech. El Servicio Geológico de Estados Unidos rebaja la magnitud a 6,8.

Testigos contactados por Efe indicaron que el terremoto se sintió en localidades norteñas como Larache, a 550 kilómetros del epicentro, así como en Casablanca y Rabat, a 300 y 370 kilómetros, respectivamente, donde sus habitantes salieron a las calles en prevención de réplicas.

Las Fuerzas Armadas marroquíes y servicios de Emergencias y Protección Civil siguen movilizando recursos para atender a los heridos y afectados y tratar de rescatar a las personas atrapadas bajo los escombros a medida que las autoridades analizan la gravedad de los daños.

El director del Instituto Nacional de Geofísica, Nacer Jabour, ha descartado la posibilidad de que se produzcan seísmos secundarios durante las próximas horas, según informaciones del diario Le Matin.

El Gobierno no tiene constancia de víctimas españolas

El Gobierno no tiene constancia por ahora de que haya fallecidos o heridos de nacionalidad española en el terremoto de Marruecos, ha asegurado el ministro de Asuntos Exteriores, José Manuel Albares.

Albares, en declaraciones a los periodistas en Nueva Delhi, donde participa en la cumbre del G20, ha informado de que el Ejecutivo ha ofrecido a las autoridades marroquíes apoyo para las labores de rescate así como las de posterior reconstrucción, aunque Marruecos aún no ha hecho ninguna petición al respecto.

El ministro ha señalado que hasta el mediodía de este sábado y después de contactar tanto con la embajada como los consulados de España en Marruecos, no consta que haya alguna víctima mortal española ni tampoco heridos. Ha explicado que son unos 18.000 los españoles residentes en Marruecos y hasta el mediodía no había noticia de heridos o fallecidos.