Londres aplaza los controles aduaneros para poner freno al desabastecimiento

juan francisco alonso LONDRES / E. LA VOZ

INTERNACIONAL

DPA vía Europa Press

Los productores británicos temen que les perjudique frente a los de la UE

15 sep 2021 . Actualizado a las 08:40 h.

«Let’s get brexit done!» (¡Hagamos el brexit!). Boris Johnson cumplió con éxito, y sin demora, la promesa con la que logró hacerse con las riendas del Gobierno británico en el 2019. Sin embargo, está teniendo muchos problemas a la hora de construir la relación tras el divorcio con la Unión Europea. Prueba de ello son las constantes amenazas de romper los acuerdos firmados y las prórrogas de los plazos pactados con sus otrora socios decididos en los últimos ocho meses. Precisamente este martes se produjo el último de estos episodios, cuando Downing Street anunció unilateralmente que aplazará por seis meses los controles aduaneros y fitosanitarios a las exportaciones provenientes de la otra orilla del canal de la Mancha, que deben entrar en vigor el 1 de enero.

Londres no atribuyó esta decisión a sus errores de cálculo sobre el impacto y los efectos del brexit, sino al covid-19. «La pandemia ha tenido unos impactos profundos en las empresas, tanto del Reino Unido como de la UE, incluso peores de lo que se esperaba en marzo. También existen presiones sobre las cadenas de suministro mundiales, provocadas por una amplia gama de factores, incluida la pandemia y el aumento de los costos del transporte de carga mundial. Estas presiones se sienten especialmente en el sector agroalimentario y, por ello, el Gobierno ha decidido retrasar algunos de los nuevos controles, especialmente los relacionados con bienes sanitarios y fitosanitarios», dijo Penny Mordaunt, ministra de los Sueldos y Pensiones.

El Gobierno de Boris Johnson busca vías para evitar que el desabastecimiento de alimentos que sufre el país desde hace semanas se agrave y arruine las Navidades. Sin embargo, los empresarios advirtieron que la decisión está lejos de ser la correcta. «El fracaso reiterado en la implementación de los controles fronterizos ha socavado la confianza entre las empresas y está ayudando a nuestros competidores», denunció Ian Wright, director ejecutivo de la Federación de Bebidas y Alimentos (FDF).