La oposición de izquierda, encabezada por el Partido Laborista, regresa al poder en Noruega

Colpisa / Afp OSLO

INTERNACIONAL

El líder laborista de Noruega, Jonas Gahr Store (segundo por la derecha), y su equipo, eufóricos al ver las encuestas a pie de urna.
El líder laborista de Noruega, Jonas Gahr Store (segundo por la derecha), y su equipo, eufóricos al ver las encuestas a pie de urna. Javad Parsa | Efe

El laborista Jonas Gahr podría gobernar gracias a una alianza de cinco partidos que habría obtenido un centenar de escaños en las elecciones

14 sep 2021 . Actualizado a las 11:12 h.

La oposición de izquierdas, liderada por el laborista Jonas Gahr Store, ganó este lunes las elecciones parlamentarias en Noruega, dominadas por el destino del sector petrolero del país. Así lo señalaban las últimas proyecciones publicadas al cierre de los comicios. «Nosotros hemos escuchado, hemos esperado y hemos trabajado duro, y ahora lo podemos decir: ¡lo logramos!», declaró Store, probable próximo primer ministro, ante la aclamación de sus seguidores.

Se espera que los cinco partidos de la oposición obtengan 100 de los 169 escaños del 'Storting', el Parlamento unicameral noruego, suficientes para desbancar a la coalición de derecha de la conservadora Erna Solberg, según esas mismas proyecciones.

Con 89 escaños por el momento, el partido Laborista de Store parecía encaminado a una mayoría absoluta con sus aliados favoritos, el partido de centro y la izquierda socialista, sin necesitar a las otras dos fuerzas de la oposición, los ecologistas de MDG y los comunistas de Rodt. «Noruega envió un mensaje claro: las elecciones muestran que el pueblo noruego desea una sociedad más equitativa», declaró, Store, un millonario de 61 años que hizo una campaña contra la desigualdad social.