La facción más radical de la ultraderechista AfD se disuelve

Lo hace para evitar que los servicios de espionaje pongan bajo vigilancia a todo el partido

dpa-Zentralbild dp

Berlín / corresponsal

«Una cortina de humo». Así se refería el jefe de la Oficina de Protección a la Constitución del estado federado de Turingia, Stephan Kramer, a la maniobra política por la cual la facción más radical del partido ultraderechista alemán AfD, llamada Der Flügel (El Ala), se disolvía oficialmente ayer. La medida llega unos días después de que los servicios secretos de Interior clasificaran a El Ala como una agrupación extremista y anticonstitucional, y la pusieran bajo vigilancia. Desde entonces la oposición y buena parte de la ciudadanía exigen que las autoridades hagan lo mismo con el resto de la AfD, que con esta nueva estratagema se blinda ante el temor de quedar bajo observación del espionaje germano.

«Llamamos a todos a los que comparten nuestros intereses a dejar sus actividades antes del 30 de abril por el bien del partido», escribieron a través de su cuenta de Facebook los fundadores de El Ala, Björn Höcke y Andreas Kalbitz. Los también líderes de AfD en Turingia y Brandemburgo, dos regiones del este de Alemania, donde el discurso antiinmigración de la formación ultra ha calado con más fuerza, respondían así la petición formulada la semana pasada por el presidente federal de AfD, Jörg Meuthen. «Respetaremos la resolución de la cúpula para mantener la unidad y no dañar el proyecto compartido. Por supuesto, seguiremos adelante», subrayan los líderes regionales y negacionistas del Holocausto nazi.

No es más que una maniobra, lo necesario sería que toda la formación se distanciara realmente de El Ala, «algo que no parece que vaya a ocurrir», sostiene Kramer. De hecho, el propio exvicepresidente de AfD, Kay Gottschalk, aplaudió la disolución, pero recalcó que muchos de sus miembros «continuarán como parte integral del partido, porque son gente fantástica». Se calcula que El Ala, que no tiene una estructura definida, cuenta con unos 7.000 seguidores, el doble que la formación neonazi NPD. De ellos, casi 1.000 son considerados violentos. AfD, que ha capitalizado el rechazo de la población a la acogida de refugiados, se coronó tercera en las elecciones generales del 2017 y suma casi 35.000 afiliados.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
2 votos
Comentarios

La facción más radical de la ultraderechista AfD se disuelve