El ultimátum de Erdogan no frena la escalada de tensión en Siria

La muerte de cinco soldados turcos eleva la tensión, cuando los desplazados se elevan ya a casi 700.000

Los equipos de rescate evacúan a una niña herida en los bombardeos sirios y rusos en una localidad de la provinicia de Alepo
Los equipos de rescate evacúan a una niña herida en los bombardeos sirios y rusos en una localidad de la provinicia de Alepo

redacción / La Voz

El régimen de Bachar al Asad ha hecho caso omiso al ultimátum lanzado la semana pasada por Recep Tayyip Erdogan para que retirará en tres semanas sus tropas más allá de los dos puestos de observación del Ejército turco en la provincia siria de Idlib.

En tan solo una semana, las unidades sirias han golpeado dos veces puestos turcos en Idlib: ayer el ataque se cobró la vida de al menos cinco soldados, después de que el lunes anterior perecieran siete militares y un civil, según el Ministerio de Defensa turco. Las fuerzas turcas en la zona «respondieron con un intenso fuego», bombardeando objetivos enemigos en la zona de Idlib, agrega el comunicado de Ankara. Pese a la escalada, las delegaciones de Rusia, la principal aliada de Damasco, y de Turquía, valedora de la oposición, continúan desde el sábado sus reuniones en Ankara sin llegar a ningún resultado. Al mismo tiempo, durante el fin de semana Ankara ha reforzado sus fuerzas con el envío de un convoy con 200 nuevos vehículos militares a Hatay, ubicada en la frontera con Siria.

Las tropas sirias prosiguen el avance en Idlib capturando ayer tres poblaciones al oeste de la carretera M5, su próximo objetivo al ser una de las vías principales del país por conectar la ciudades más importantes: Damasco y Alepo. Pero las tropas leales al presidente Bachar al Asad han frenado el avance terrestre sobre Idlib, la capital de la provincia homónima, y se centran ahora en los feudos islamistas que todavía resisten en el oeste de la provincia de Alepo. En el avance participa la aviación rusa, que ayer se cobró la vida de nueve civiles, entre ellos seis niños, en el oeste de Alepo, según las fuentes sobre el terreno de la oenegé Observatorio Sirio de Derechos Humanos.

Entretanto, continúa el éxodo de civiles, «Desde el 1 de diciembre, unas 689.000 mujeres, niños y hombres se han desplazado de sus hogares en el noroeste de Siria», informó a Efe el portavoz regional de la Oficina de Asuntos Humanitarios de la ONU para la crisis en Siria, David Swanson. El responsable consideró que ahora la crisis «está fuera de control».

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

El ultimátum de Erdogan no frena la escalada de tensión en Siria